diputacion arboles
Una plantación de árboles de la Diputación. / E.A.

La Diputación de Segovia ya ha aprobado las bases para la concesión de más de 1.500 especies arbóreas procedentes del Centro Nacional de Recursos Genéticos Forestales de Valsaín, adscrito al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico. Esta convocatoria está dirigida a ayuntamientos y entidades locales menores de menos de 10.000 habitantes para fomentar la biodiversidad a través de la plantación de especies arbóreas protegidas, como es el caso del olmo ibérico (Ulmus Minor), en zonas de uso público de la provincia, tanto en terreno urbano como en rústico.

Se trata de un total de 900 olmos resistentes a la grafiosis (enfermedad fúngica que afecta concretamente a esta especie) y otras 682 plantas de diferentes variedades arbóreas. Para poder optar a esta concesión será requisito esencial que al menos siete unidades de las plantas solicitadas sean de la especie del Ulmus Minor, en línea con el ‘Programa Nacional de Mejora y Conservación de los Recursos Genéticos de los Olmos Ibéricos’, que impulsa la recuperación de esta especie característica de la península.

En la convocatoria de 2020, un total de 106 municipios se beneficiaron de este reparto. En palabras de la diputada delegada del Área de Empleo, Promoción Provincial y Sostenibilidad, Noemí Otero, “se trata de una de las demandas más recurrentes de los alcaldes de nuestros pueblos y, por ello, en cuanto esté publicado en el BOP, podrán acceder a esta convocatoria que cada año tiene más aceptación y respaldo”. Por último, ha incidido en la importancia de que “por primera vez se ha hecho una convocatoria en condiciones de igualdad para los 208 municipios de la provincia, ya que podrán acceder a ella todos los ayuntamientos de menos de 10.000 habitantes”.

La solicitud deberá realizarse a través de la sede electrónica de la Diputación dentro de los diez días hábiles a partir de su publicación en el Boletín Oficial de la Provincia.