14 1 WEB 2
Un momento de la visita al Cerro del Castillo de Bernardos. /E.A.

La última visita del programa ‘Viajero, yo te enseñaré Segovia’, no defraudó a los participantes. El emblemático catálogo monumental de Martín Muñoz de las Posadas y el interesante patrimonio arqueológico del Cerro del Castillo de Bernardos causaron admiración a los participantes de esta iniciativa que cuenta cada entrega con un mayor número de visitantes.

La etapa partió desde la majestuosa y amplia Plaza Mayor de Martín Muñoz de las Posadas, villa que fue cuna del cardenal Diego de Espinosa, consejero del Felipe II e inquisidor general y que se encuentra en el antiguo Camino Real de Madrid a Valladolid. Allí, los veintitrés integrantes de la visita, guiados por Raúl Rascón, accedieron a la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, un templo que es resultado de la evolución de estilos, que emerge de una antigua construcción del siglo XI, siendo la parte de crucero y cabecera la última construida, cuya autoría se le atribuye a Rodrigo Gil de Hontañón. Entre sus valiosas obras atesora un cuadro de un Calvario atribuido a El Greco.

También se les enseñó el Palacio del Cardenal, ubicado en un lateral de la plaza, un edificio de Gaspar de Vega, finalizado en el año 1572 y del que sobresalen sus característicos chapiteles empizarrados al estilo de la época que se atisban desde la lejanía. En su fachada se pueden distinguir los escudos de armas reales de Felipe II y del insigne Cardenal Espinosa.

La comitiva se desplazó después a Bernardos, donde realizó un recorrido por el Cerro del Castillo, una atalaya que conserva importantes restos de murallas tardorromanas.

Los participantes también pudieron ver los antiguos telares, testigos de la tradición pañera de la localidad y que se conservan en la ermita de San Roque. La emblemática Virgen del Castillo, punto central de la popular romería que identifica al pueblo, y el paseo por la ribera del Eresma completaron esta visita que finalizó en la Plaza Mayor, donde se concentra la actividad comercial de la villa.

Esta visita se repetirá el 27 de noviembre. Pero el próximo fin de semana, el ciclo recala en Duratón y Sepúlveda, lugares representativos del románico segoviano. En la primera localidad se visitará la iglesia de Nuestra Señora de La Asunción, verdadero arquetipo representativo de este estilo. Después, la expedición se adentrará en la histórica villa de las Siete Puertas en la que destacan también iglesias como la de El Salvador, que incorporó por primera vez los atrios en los templos. Aquí se ofrece pasear por su Plaza Mayor y contemplar algunas de sus casas blasonadas.

Los interesados en participar en la excursión deberán hacer una solicitud de reserva en la página web y las personas aceptadas posteriormente recibirán un correo electrónico de confirmación con las condiciones de la visita, siendo el precio por persona de tres euros.