Presentación del cartel de los astados de los encierros de 2019 por la AEC./ c. n

Como siempre, a rebosar; así estaba el Palacio de Pedro I, como en cada cita a la que convoca la Asociación ‘Encierros de Cuéllar’ para mostrar a todos los cuellaranos el cartel de los astados que recorrerán campo y villa en apenas un mes.
Jesús Salamanca, presidente de la asociación, fue el primero en dirigirse a los asistentes desde la mesa en la que se ubicaron la moderadora, Cristina Sancho, el alcalde, Carlos Fraile, y el corredor y miembro de la asociación, Jairo Martín. Una año más, Salamanca quiso agradecer a la empresa Martín Cuesta la confianza depositada desde el principio para la elaboración de los carteles que ya lucen en todos los establecimientos de la villa, previos al cartel de las fiestas y feria taurina, que se desvelará el miércoles a las 20.30 horas en Tenerías.

Salamanca anunció la creación de un concurso fotográfico en el que se va a reforzar la imagen del tramo urbano y el baile de rueda, defendido como parte del encierro por la asociación en incontables ocasiones. Seguidamente, Jairo Martín fue el encargado de presentar el Trofeo a la Mejor Ganadería de los Encierros de 2019. También un año más, es obra del artista local Alfonso Rey. El autor explicó los detalles de una obra que sigue la dinámica de las últimas piezas: juega con el positivo y el negativo de las siluetas de los toros, con mucho respeto a sus figuras y añadiendo elementos como el paisaje del Castillo. A falta de rotular hierro y divisa del ganador, ese es el trofeo que muchos ganaderos guardan en sus fincas, porque este 2019 se alcanza la XXI edición de este trofeo.
Y pasados todos los preámbulos, el encuentro del viernes llegó a su punto clave: la presentación de las reses de los encierros de 2019. Fue el alcalde, que se ocupa directamente de las gestiones taurinas, quien proporcionó las fotos a la asociación para realizar el cartel. Así que fue el mismo, mostrando su gran afición taurina, quien dio los detalles de las reses del domingo, por ejemplo; “es una corrida muy seria, a la altura del domingo en Cuéllar, y creo que va a gustar”, comentó Fraile, que recordó que muchas reses quedaron reseñadas por el anterior concejal de Festejos, Luis Senovilla, y el cambio realizado del miércoles al domingo con la gran corrida que devuelve toros al primer día de encierro. Del anterior edil quiso reconocer su trabajo: “la base de Luis Senovilla era buena”, comentó en cuanto a su selección. En genetal, de todo el conjunto de astados destacó que se ha intentado igualar para que cada manada sea lo más armónica posible.
La asociación ha realizado este año, en colaboración con el Ayuntamiento, un vídeo en el que se pueden ver las labores de encabestramiento que se están realizando en las fincas de Pepe Mayoral y Pedro Caminero, tres en la primera, dos en la segunda. Así, se pudieron contemplar las “preciosas imágenes que reflejan la tranquilidad y la fuerza de los toros”, como comentó Fraile, que han sido grabadas por un dron para plasmar todo en un vídeo realizado por Dani Martín de Blas y Esteban Sousa.

El alcalde fue comentando cómo ha sido el periplo desde apenas una semana después de haber ganado las elecciones, cómo recorrieron prácticamente todas las ganaderías en un fin de semana, y cómo fue el trato con los diferentes ganaderos. Igualmente, comentó que al ser el Ayuntamiento el gestor directo de los festejos, los embarques han cobrado gran importancia; “somos como una empresa, y en el momento en que el ganado sube al camión, ya es responsabilidad nuestra”, explicó. Fraile anunció que en estas labores que realiza directamente como alcalde, le acompañan Gustavo Ortega y el torero local Javier Herrero.

LOS MANSOS

En esta cita que sirve para calentar motores en una villa ansiosa por ver correr astados por sus calles, se cuelan los temas más controvertidos cada edición, y esta vez, con cambio de gobierno, también. El elevado número de mansos que acompañan a los toros o novillos preocupa a los corredores y a los espectadores, que aseguran, deslucen totalmente en una proporción tan alta que llega a 12 bueyes por cada encierro. Fraile, muy consciente de la situación, aseguró que el tema se ha tratado con la dirección de campo y se intentará eliminar alguno en El Embudo si el transcurso del encierro va bien. Eso sí, no lo hará el domingo, que con honestidad asumió: “vamos a ir a lo seguro”. Recuperar los toros en domingo es una decisión arriesgada, y algunos corredores como el propio Jairo Martín piden que se asuma este riesgo también y se quiten mansos.
Con la típica limonada se cerró este encuentro, que da el pistoletazo de salida a las presentaciones y actos concernientes a las fiestas de los encierros, momento más ansiado del año.