José Luis López debuta en América dirigiendo la Sinfónica de México

El joven director de la Banda de Música espinariega condujo ayer a la orquesta americana en un espectáculo en el Arena Ciudad de México protagonizado por la banda ‘Mägo de Oz’

70

El joven director segoviano José Luis López Antón dirigió ayer a la Orquesta Sinfónica de México, en lo que fue su debut en el continente americano. El maestro se puso al frente de esa agrupación para acompañar al conocido grupo español “Mägo de Oz”, en un espectáculo que tuvo como título “Diabulus in Opera”, nombre escogido para dar vida a un montaje sin precedentes en el que se mezclaban el metal y la música clásica. El concierto, que tuvo lugar en el Arena Ciudad de México, fue grabado en formato CD+DVD. Las previsiones apuntaban que al concierto asistieran alrededor de 16.000 espectadores

La de ayer fue gran oportunidad para el maestro López Antón, director de la Escuela y Banda Municipal de Música de El Espinar, que poco a poco va consolidando una importante trayectoria pese a sus 26 años de edad. De todos los espinariegos es conocido la ingente labor musical que desarrolla en el municipio, pero lo que muy pocos saben es que fuera de Segovia también participa en actividades musicales y, por lo visto, obteniendo un gran reconocimiento.

Director titular y artístico de la Orquesta Sinfónica de Ávila (OSAV), también ha dirigido otras agrupaciones como la Orquesta Sinfónica de Castilla y León (OSCyL), Taller de Música Contemporánea del COSCyL (Conservatorio Superior de Castilla y León) y participado en la grabación en directo del CD+DVD “In crescendo” del conocido grupo vallisoletano ‘Celtas Cortos’ con la Orquesta Sinfónica del Principado de Asturias (OSPA).

Asimismo, fue laureado en el ‘London Conducting Competition 2014’, y formó parte de la bolsa de directores jóvenes de la Joven Orquesta Nacional de España (JONDE) y de la Orquesta Joven de Extremadura (OJEX).

En definitiva, la trayectoria de López Antón, que se encuentra en un momento brillante, corrobora que El Espinar es cuna de grandes músicos, cuyo ámbito de actuación ya no es solo local o provincial, sino planetario.