Publicidad

La controversia generada por un tuit en la cuenta personal de la edil de IU Lucía Arranz tiene ahora la respuesta de su partido a nivel de Castilla y León. Un mensaje de carácter antitaurino ante el que el alcalde de la localidad llamó a la calma, desató la respuesta de vecinos, miembros de la corporación y aficionados en todo el país, llegando en muchas respuestas al insulto y las amenazas.

Así, Izquierda Unida en Castilla y León ha querido mostrar su apoyo a la concejala ante “la campaña de insultos y hostigamiento que ha sufrido”. Según ha informado el grupo a través de sus redes sociales, se trata de un comentario que la concejala de Servicios Públicos Municipales y Juventud hizo con el argumento “los toros de lidia se extinguirían si no existiesen corridas”. La edil citó la frase y comentó al respecto “mira, no sé, pero ahora que no hay corridas, quizá se extingas los toreros antes”. Izquierda Unida hablaba de cómo el mensaje dejó como respuestas “una gran cantidad de insultos en la red social, lo que obligó a la autora a cerrar su cuenta”. “No contentos con ello -relata la agrupación- en referencia a los autores de los agravios, el mensaje fue trasladado a una página taurina de Facebook en la que incrementaron los insultos de forma visceral y llenos de odio hacia su persona, su madre y toda su familia”, comentan; “incluso se le llegó a desear la muerte”. Ante los hechos, la Comisión Colegiada de IUCyL se reunió este miércoles y aprobó una resolución de apoyo a la “gran labor de la edil y del grupo municipal en el Ayuntamiento de Cuéllar”. El partido también ha informado de que están estudiando emprender acciones legales: “no vamos a tolerar que se insulte e intente amedrentar de esta forma a nuestra concejala”, comentan.

En el pasado pleno, todos los concejales de la oposición hicieron referencia al tuit de Lucía Arranz, pidiendo explicaciones y llegando en última instancia a pedir su dimisión, como hizo el concejal Javier Hernanz. La edil contó con el respaldo del alcalde y con el de su partido, que ahora anuncia que estos insultos se denunciarán ante la institución competente.