14 1 web 3
Los vecinos han participado en la colocación de los nidos. /E.A.

Fuentepiñel, siguiendo con la política de recuperación y repoblación de la avifauna autóctona, ha colocado diez cajas nido más para las rapaces. Ya en 2018 se instalaron en el término municipal once cajas nido, de las que siete están ocupadas por cernícalos, una por lechuzas y otra por autillos. El objetivo es controlar biológicamente con sus depredadores naturales las plagas cíclicas de topillo campesino y de otros roedores, y como alternativa al uso de rodenticidas biológicos.

Las cajas nidos se han construido de forma artesanal por la gente del pueblo, con la colaboración económica del Ayuntamiento, la Asociación Cultural San Mamés y la junta agropecuaria local.

Se trata con ello también de que se tome conciencia de la importancia que tiene para las personas todo lo relativo al mundo de la naturaleza.