nieva bodegas herrero presentacion madrid
La presentación del nuevo vino de Herrero Bodega tuvo lugar en Madrid./EA

Se ha presentado en Madrid el primer gran vino de Rueda segoviano (Herrero Bodega), una bodega familiar de la zona de Nieva, que saca al mercado una producción limitada y numerada de 5.983 botellas. Tras la cata, se ofreció una degustación de productos segovianos precisamente en el día que se celebró San Frutos, patrono de su ciudad.

José María Herrero afirmó que los viñedos de los que proceden estos excelentes vinos están a una altitud de 850 metros y su conservación en lías ha sido de ocho meses. La botella bordelesa es otra nota externa que le distingue, como también la ‘mariquita’ elegida para la marca como símbolo de salubridad, ya que este insecto come el pulgón de la viña.

La variedad Verdejo fue calificada por los hermanos Herrero como variedad ‘Rambo’, al considerar que cuanto más dificultades tiene esta uva, mejores son los resultados en el proceso del vino. En concreto, con las extremas temperaturas de agosto, este tipo de uva paró su ciclo biológico.

Este año, a pesar del verano tan extremo que se ha sufrido en toda España, se han recolectado unos 82.000 kilos de uva y las viñas viejas han vuelto a demostrar que son mucho más resistentes.

Los hermanos Herrero consideran que “las viñas siempre agradecen lo que hagas para su optimización, aunque si es poco mejor”.

Esta bodega segoviana asentada en Nieva produce unas 250.000 botellas anuales, de las que exporta un cinco por ciento, principalmente en Reino Unido, Bélgica o Francia.

La variedad Verdejo “funciona muy bien en Alemania y Bélgica, aunque debería estar mejor valorada ya que tiene capacidad y potencia para llegar al mercado”, opina José María Herrero.