Campina Segoviana Futuro Limpio muestras agua contaminada junta MWm
La plataforma protestó antes la Delegación Territorial de la Junta. /E.A.

Bajo el lema ‘Stop Ganadería Industrial, Moratorias Ya’, ‘Futuro Limpio Campiña Segoviana‘ se concentró ante la Delegación Territorial de la Junta para denunciar la proliferación de instalaciones de ganadería industrial en la provincia y en el país. La plataforma denuncia “las desastrosas consecuencias que este modelo tiene para el entorno (sobreexplotación de los acuíferos, contaminación de suelos, contaminación de agua por nitratos, etc.)”. Durante el acto, se hicieron entrega de muestras simbólicas de agua contaminada por nitratos.

También se presentaron numerosas solicitudes de moratoria a la ganadería industrial en diferentes administraciones, en una acción promovida por la coordinadora estatal ‘Stop Ganadería Industrial’.

Unos días antes, vecinos de los pueblos de la Campiña Segoviana celebraron su primera asamblea vecinal, en la que participaron unas cuarenta personas en el Ayuntamiento de Bernardos. Se trataron varios temas: un histórico de actuaciones de la plataforma; estado de los diferentes proyectos pendientes de macrogranjas en la comarca, estado de cuentas, próximas acciones y elaboración de grupos de trabajo.

En el acta final se recogió la necesidad de seguir trabajando para impedir que se desarrollen los proyectos pendientes de nuevas instalaciones de cerdos o ampliaciones en: Bernardos, Domingo García, Añe, Migueláñez, Juarros, Nieva, Paradinas y Balisa, entre otros. Consideran que “elevaría exponencialmente el número de cabezas de ganado porcino en la Campiña Segoviana hasta hacerlo insostenible medioambientalmente y causando un grave perjuicio al agua, la salud y el bienestar de los vecinos de estos pueblos”.

Asimismo, la Plataforma se reafirma en seguir realizando acciones de todo tipo para conseguir la moratoria de concesiones de licencias nuevas y ampliaciones de macrogranjas porcinas en la provincia.

La plataforma de la Campiña Segoviana ya ha realizado numerosas protestas a lo largo de este año para abordar la cuestión de las macrogranjas en esta comarca, sobre la que “se cierne una tormenta de estiércol procedentes de las macrogranjas de ganadería intensiva de porcino”, según afirman.

La comarca está incluida en las denominadas ‘zonas vulnerables’ y sus aguas están contaminadas por nitratos de origen agropecuario o en riesgo alto de estarlo. Un problema que la plataforma relaciona con la extensión de las macrogranjas en sus campos. Así, establecen la existencia de contaminación en el agua y aire, lo que impide la llegada de turistas y el asentamiento de nuevos vecinos en el lugar.