El Espadañal contará en primavera con un observatorio de aves. / C.N.
Publicidad

Los presupuestos para 2020 en la villa van a contar con varias partidas dedicadas al Medio Ambiente y uno de los proyectos más llamativos es el del observatorio de aves para el humedal de El Españadal. Como explicó el concejal del área, Tomás Marcos, van a llevar a cabo algo que ya llevaban en el programa electoral desde su partido. El objetivo fundamental es que esto sirva de referencia y que sea la “primera obra o infraestructura que se dota a un sitio que, turísticamente, debe ser mejor explotado”. El edil reconoció la gran cantidad de público asiduo que acude a esta zona natural de gran belleza y sobre todo, de gran riqueza ecológica.

Es por ello que el proyecto se basará en colocar un observatorio de aves, para el que ya hay algunos presupuestos pedidos. La partida consignada para ello, como detalló ayer el alcalde, es de 9.000 euros. La fecha de su ejecución, aunque sin concretar, se prevé para que esté listo en primavera. La idea es seguir ampliando con más mejoras en la zona: paneles, carteles informativos, posibles sendas, vallado, e incluso acceso a minusválidos.

Sin embargo, el edil Marcos hizo hincapié en la importancia de esta caseta, que “puede convertirse en el emblema de El Espadañal, para que sigamos construyendo y aportando otras infraestructuras”, indicó. La ubicación, que se determinó con los miembros de la Asociación El Espadañal -de la que el concejal es miembro activo-, se situará a la derecha de la laguna, en una pequeña duna que se sitúa junto al camino de acceso. “Habría que cortar algunas ramas, porque hay que colocarlo de manera que el sol no pille de frente, a contraluz, porque al observar con cualquier aparato, ya sea prismático o telescopio, el contraluz no deja ver los colores”, concretó el edil.

Como reiteró Tomás Marcos, esta pretende ser la primera de varias actuaciones de mejora. A pesar de que el camino que bordea el humedal por su margen izquierdo cuenta con ramaje y troncos caídos que dificultan el paso, el edil explicó que esos “obstáculos naturales” están haciendo su función; se pretende que no se transite por ese lado. “En todos los lugares en los que se observan aves, lo mejor es que ellas tengan cierta intimidad”, especificó. Comentó también que a nivel de su asociación ya barajaron la posibilidad de colocar una pequeña isleta en el centro del humedal,  porque ahora todas las aves se refugian atrás.  “Si les proporcionas una pequeña isleta, como ocurre en Portillo, les permites estar en medio y que tengan más refugio, pero no es aconsejable n alrededor porque ahuyentamos a la fauna”, aseveró. No obstante, para llevar a cabo esta y el resto de actuaciones, consultarán con expertos que les aconsejen.