El Punto Limpio ha sufrido reiterados incendios provocados durante los primeros meses del año./ c. n
Publicidad

El alcalde de la villa, Carlos Fraile de Benito, anunciaba esta semana las nuevas medidas que se van a adoptar en el Punto Limpio de la localidad, situado junto al campo de fútbol y con bastante afluencia de vecinos que acuden a depositar residuos. Comentó que se daría una reestructuración y en ella se incluye la instalación de cámaras de seguridad, para las que ya han pedido presupuesto. “Vuelvo a apelar a la colaboración ciudadana en caso de que se produzcan, desgraciadamente, más incendios”, explicó. Se refiere a los hechos que han marcado el primer semestre del año, cuando se han provocado numerosos incendios en varios contenedores de los que el jefe de servicios municipales ya aseguró que el deterioro es muy agudo. Todos los incendios fueron provocados, además en días y horas muy similares, en intervalos de poco tiempo durante estos primeros meses de 2019. Con la instalación de las cámaras se pretende acabar con el vandalismo que está mermando la capacidad de esta infraestructura tan necesaria en el municipio. No obstante, el alcalde reiteró esa colaboración en caso de que los hechos se repitan.

Por otro lado y como anunciaban en programa, se va a ampliar el horario de apertura desde el 1 de julio. Estará abierto de 9.00 a 13.00 horas, y de 16.00 a 18.30 horas, de lunes a viernes; los sábados estará abierto de 9.00 a 14.00 horas. El objetivo es dar mayores facilidades a los vecinos, bajo el civismo de la recogida de residuos y su posterior tratamiento. La demanda de un horario más flexible se ha transformado en esta medida, que pretende que Cuéllar siga colaborando con el medio.