Pintadas en la caseta de la parada del autobús de Saldaña. /E.A.
Publicidad

Desde hace ya un tiempo y sobre todo en los últimos días, se están registrando “pintadas” en edificios públicos y privados de una de las localidades más bonitas de la provincia, como es Ayllón. Las últimas han afectado a los vestuarios y baños de las piscinas municipales, recién renovados. La alcaldesa de Ayllón, María Jesús Sanz, ha denunciado los hechos y a través de un bando informa a los vecinos de estos hechos lamentables, que en día anteriores se han producido en lugares como la caseta de la parada del autobús en Saldaña de Ayllón, en el polideportivo o en el depósito del Castillo. Al menos, no hay que lamentar estos actos vandálicos en edificios históricos.

La alcaldesa desconoce, por el momento, quienes pueden ser los autores de estos hechos lamentables, que tienen lugar siempre por la noche. “Creo que cuanto menos merece una reflexión por parte de estos individuos. Realmente merece la pena hacer este daño que no conlleva a nada más que a un burdo placer personal en detrimento de lo público, lo de todos”, se pregunta María Jesús Sanz.

La regidora apela al “respeto” hacia todos los vecinos, y dirigiéndose a los autores de las pintadas, les recuerda que el respeto hacia las personas y cosas “es imprescindible para la buena convivencia”.