presentacion feria 2022
Presentación de la Feria de Cuéllar con presencia de ediles y alcalde. / C.N

Parte del equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Cuéllar presentó ayer la nueva edición de la Feria Multisectorial de Cuéllar, que este año da un giro de 180 grados después de dos años sin celebrarse. Este parón ha sido el punto de inflexión del cambio de formato, que el alcalde, Carlos Fraile, se encargó de explicar de nuevo. Se va a prescindir de la gran carpa central para dejar una feria formada por 50 casetas de madera dispuestas por todo el recinto ferial.

El alcalde y la concejal de Personas recordaron que el coste de esta carpa para tres días, en ocasiones anteriores, era de 70.000 euros, a lo que habría que sumar el aumento de costes de este año y el de la oferta de licitación, puesto que en la última, cuando no se llegó a celebrar, dicha presentación quedó desierta. 

La Feria de Cuéllar se celebrará el próximo fin de semana del 14 y 15 de mayo; de tres se reduce a dos días de Feria que el alcalde explicó como una recomendación: “aconsejan que tres días son excesivos tanto para visitantes como para expositores”. Fraile señaló que en esta feria renovada se buscará potenciar tanto la compra directa, como la exposición, las demostraciones en directo, las catas y la oferta cultural, con un ambiente festivo.

Raquel Gilsanz ha sido la concejal encargada de explicar más a fondo cómo se va a distribuir en el espacio a los expositores: un total de 50 y cuyo 50% pertenece a la provincia de Segovia, incluyendo a Cuéllar -diez expositores de ese 50%.  El objetivo es dar cabida a los solicitantes pero potenciar el producto local y provincial, y por ello, desde la calle Palacio y hasta el Castillo, el recinto ferial se llenará de casetas de Alimentos de Segovia. El lado que colinda con San Martín será la zona de industria, y a los pies de la muralla se completará con casetas de alimentación de diferentes procedencias. La zona central la ocuparán entre diez y once expositores de artesanía, también con alguna presencia local.

A los pies del Castillo se van a situar dos escenarios para celebrar en ellos tanto los conciertos previstos como las catas y degustaciones; la fortaleza será el fondo de este marco. En el centro de todo el recinto se ubicará el bar con terraza, para animar a que toda la oferta completa haga al visitante de la feria permanecer en ella y disfrutarla. Para ello, la hora “del vermú” del sábado 14 de mayo se contará con la presencia de Quartet Tarantino amenizando, y por la tarde con la del grupo Los Brazos. El domingo actuarán los dulzaineros locales a mediodía, y por la tarde John Duer.

El Ayuntamiento ha recibido un total de 65 solicitudes para participar en este feria, de las que finalmente 50 han sido seleccionadas. Las procedencias de los expositores van desde la provincia y la comunidad autónoma –León, Valladolid, Salamanca, Palencia-, hasta Cantabria, Galicia, La Rioja, Madrid, Castilla La Mancha y Valencia. El recinto ferial contará con vigilancia desde el viernes noche para todos los expositores.

Los ediles y el alcalde han mostrado la satisfacción de su apuesta a pesar de algunas reticencias y “el descrédito”, por ejemplo las de la oposición del equipo de Gobierno. “PP y Cs no han dado ni la oportunidad”, explicaba el alcalde al hablar de los cambios de formato. El regidor local quiso agradecer a todos aquellos que han apostado por el cambio “que como todo cambio, cuesta”. Desde el equipo de Gobierno se apuesta por “una feria para quedarse”, dejando atrás el formato de la carpa “con una entrada y una salida claras, que invitaba a un paseo pero no a quedarte”. Los espectáculos y toda la oferta del recinto ferial, en un marco como el Castillo, esperan ser un gran atractivo los días 14 y 15.