Ya han empezado los movimientos de tierra en la zona donde se va a intervenir. / JOSÉ REDONDO
Publicidad

La Junta de Castilla y León ha iniciado las obras de acondicionamiento de la intersección de acceso a El Espinar desde la carretera SG-500, en el kilómetro 4,500. El proyecto, que contempla la construcción de una glorieta, supondrá una inversión de 355.418,10 euros.

La carretera SG-500 conecta con El Espinar a través de un camino vecinal, con una intersección en Y en la que los radios de giro son insuficientes. Esto origina dificultades de giro para los vehículos ligeros y la casi imposibilidad para los vehículos pesados, que deben efectuar maniobras o invadir el carril contrario, con el consiguiente peligro para la seguridad vial al ubicarse el cruce junto a un área industrial.

Las actuaciones más destacables que se van a realizar se sitúan en el punto kilométrico 4,550 y consisten en la construcción de una glorieta de 30 metros de diámetro, con tratamiento de giros y carriles de adecuación de la velocidad, saneo de blandones y deformaciones existentes, pavimentación, limpieza, reperfilado y reconstrucción de arcenes, cunetas y bermas, así como la señalización horizontal y vertical de la vía.

Estas obras se inscriben en el marco del compromiso de legislatura de acometer aquellas actuaciones que se consideren prioritarias respecto de la red de carreteras autonómicas, atendiendo especialmente al mantenimiento, conservación de la red y seguridad vial.

El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León aprobó en el mes de noviembre de del año pasado la ejecución de esta actuación, junto a la contratación de las obras de adecuación de la ronda de la localidad zamorana de Fermoselle, en la carretera CL-527.