bar piscina
El bar de la piscina dará servicio a usuarios de las instalaciones y de las pistas deportivas. / C.N

Se acerca la época estival y desde el Ayuntamiento trabajan para que las instalaciones de la piscina estén a punto para su apertura en junio. La apuesta por renovar el bar de la piscina, en mente del equipo de Gobierno desde su llegada, se hizo efectiva hace un par de meses, cuando comenzaron los trabajos de obra para su adecuación. Como explica la concejal de Deporte, Raquel Gilsanz, se trata de una obra “bastante grande”, todo con el objetivo de volver a poner en valor un espacio que los cuellaranos demandaban.

Concretamente, se están realizando trabajos de alicatado en la cocina, que se está adecuando para dar servicio a los usuarios. Se han tenido que realizar obras de instalación eléctrica para dotar de más enchufes al espacio, y se ha construido un baño para los empleados. La normativa exige este baño con taquilla para el trabajador, mientras que para el público será suficiente con los baños de las instalaciones de la piscina y un baño público en las pistas deportivas, a las que también se pretende dar servicio y sumar un atractivo más ahora que están en pleno auge. En total, las instalaciones contarán con la cocina, el baño, un pequeño hall y el espacio de barra hacia el interior de la piscina y hacia las pistas deportivas.

Una vez finalicen las obras, como explica la concejal, se abrirá el proceso de licitación en el que ya están trabajando; dadas las características de la obra, se ha tenido que realizar una memoria que es requisito para esa licitación. La idea es que proceso y adjudicación se resuelvan lo más rápido posible para empezar a funcionar con la temporada de piscina de verano.

En la propia piscina

En la piscina de verano se continúa trabajando, como se viene haciendo desde hace meses. Se ha podado algún árbol enfermo, se ha resembrado el césped y se están arreglando algunos desperfectos del vaso pequeño. Explica Gilsanz que se van a instalar sombrillas de bambú para dotar de más sombra al espacio, y que se están cambiando llaves de paso de la depuradora que requerían su sustitución.

Todas las labores de acondicionamiento siguen su paso hasta la apertura, para la que aún no se conocen las medidas concretas; todo dependerá del nivel de alerta sanitaria en el que se encuentre Cuéllar en el momento de apertura, aunque el protocolo de medidas está confeccionado y preparado.