estacion navacerrada
Imagen de la estación, que ayer abrió El Bosque, que mostraba la webcam. /E.A.

La asociación de estaciones de esquí de España, Atudem, muestra su “total desacuerdo” con la decisión del organismo autónomo Parques Nacionales de no renovar la concesión de ocupación de las pistas Escaparate, Telégrafo y El Bosque de la estación de Navacerrada, lo que supondrá su cierre. En un comunicado enviado ayer por la asociación, expresan su apoyo a la estación y su rotundo rechazo a la decisión del Gobierno.

Las tres pistas que se quieren suprimir son las que generan más días de esquí en el Sistema Central. En este sentido, desde Atudem lamentan que esta decisión “suponga el cierre completo de la estación y, por tanto, de todas las consecuencias que conlleva”. Entre estas últimas, detallan: abandono de las instalaciones, pérdida de puestos de trabajo y descenso de la actividad económica en los pueblos de la Sierra. “Con esta decisión, los municipios cercanos, como Cercedilla, Navacerrada, Becerril de la Sierra, Rascafría o el Real Sitio de San Ildefonso, se verán afectados por la disminución de turistas, lo que se sumará a la complicada situación provocada por la Covid-19”, afirman.

Atudem destaca que la actividad de la estación del Puerto de Navacerrada, así como la del resto de estaciones de la asociación “ha sido siempre sostenible y respetuosa con la conservación del entorno natural”. “En este sentido, la actividad generada por las estaciones ha supuesto un freno en la degradación ambiental y paisajística de las zonas de montaña, ya que todas ellas se encuentran totalmente integradas paisajísticamente en el entorno”, apuntan.

Asimismo, constatan que el Puerto de Navacerrada no genera una masificación de visitantes en la zona, “ya que la estación solo abre sus puertas entre 70 y 90 días al año, con un aforo medio de 500 esquiadores”.

El cierre del Puerto de Navacerrada, la segunda estación más antigua de España, supondrá, según Atudem, una pérdida para la tradición e historia del esquí en España. “La estación no solo ha impulsado el desarrollo de este deporte en la zona, sino que también ha sido la escuela de algunos de los mejores esquiadores de nuestro país, como la familia Fernández-Ochoa”, señalan. Atudem asegura que las estaciones de esquí son motores económicos imprescindibles en las zonas de montaña, “ya que son el principal dinamizador e impulsor de la hostelería, restauración, comercios, actividades deportivas, turismo sostenible, etc.”.

Atudem se suma a la iniciativa #SalvemosEsquíNavacerrada, que ayer ya contaba con el apoyo de más de 7.000 firmas, “porque creemos firmemente en el papel dinamizador que tiene esta estación para los pueblos de la sierra, así como su aportación al patrimonio cultural, social y económico de la Sierra de Guadarrama”.