A vueltas con el punto limpio de Fuente el Olmo de Fuentidueña

Los vecinos acusan al alcalde de “falta de democracia” en la localidad

Después de que las protestas vecinales lograron paralizar las obras de construcción del punto limpio en la zona de la ermita de la localidad segoviana de Fuente El Olmo de Fuentidueña, se organizó una encuesta espontánea democrática entre los vecinos, voto por vivienda para buscar una nueva ubicación, encontrándose una nueva por parte de una gran mayoría.

Un grupo de vecinos denuncia que, aprovechando la marcha de mucha gente a retomar sus puestos de trabajo, “el Ayuntamiento continuó con las obras en la primera localización, sin respetar ni la opinión ni el patrimonio del pueblo”.

El pasado lunes un grupo de vecinos acudió al Ayuntamiento para registrar la documentación de la encuesta, “a lo que el alcalde les increpa diciendo que si no habíamos nacido en el pueblo no teníamos derecho a opinar, a pesar de tener vivienda y pagar impuestos”, de acuerdo a las explicaciones vecinales.

Las mismas fuentes afirman que el alcalde les pidió que se marcharan del Ayuntamiento, “ordenando al secretario que no nos registrara el escrito. Ante la negativa de irnos sin conseguirlo, llamó a la Guardia Civil diciendo que dos personas no obedecían su orden de abandonar el Ayuntamiento”.

Finalmente, el secretario registró el escrito y los vecinos abandonaron el Ayuntamiento, dando parte a la Guardia Civil del suceso.