José Antonio Santos García – Ayuntamiento de Segovia y alumbrado monumental en Segovia

323

Como segoviano y aficionado a la fotografía, veo el muy deficiente diseño del alumbrado de nuestros edificios principales, que, al tratarse de una Ciudad Patrimonio de la Humanidad, no dejan de ser singulares monumentos.

Existen una serie de luminarias y focos, colocados diría arbitrariamente, por alguien no muy ducho en esos menesteres, que además de proporcionar un mal alumbrado a estos edificios, léase, Alcázar, Acueducto y Catedral, además de no estar alumbrados correctamente por zonas de manchas, impiden la realización de fotografías nocturnas, de una forma normal y razonable.

Es solo necesario desplazarse unos pocos kilómetros, para llegar a Ávila y ver lo correcto del alumbrado de su muralla y otros monumentos, lo cual, en una Ciudad Patrimonio de la Humanidad, parece es un detalle razonable, deseable y a tener muy en cuenta.

Viene a consideración que un deficiente alumbrado, produce zonas de mayor intensidad lumínica o zonas de sombras, todo ello es visible en el Acueducto y en el Alcázar, en que podemos localizar zonas de sombra o zonas sobreiluminadas, como ocurre en la torre del Homenaje del Alcázar de Segovia en su fachada oeste, lo que implica una gran dificultad de hacer unas tomas nocturnas, con cierta calidad, debido a que su alumbrado, en relación con el conjunto, es una auténtica chapuza.

Se trata de un aspecto que debe ser tratado y buscar una solución, que permita poder tomar fotografías nocturnas de calidad en los monumentos de Segovia a cuantas personas estén en ello interesadas. Considero de gran importancia que la iluminación se haga por profesionales capaces de resolver la iluminación de forma seria, que los hay, y en una ciudad que en una parte importante vive del turismo, parece ser más que obligado, iluminación que permita visualizar y fotografiar volúmenes y poder compartir el encanto y la belleza que en esta tierra poseemos.

Supongo que, al margen de la existencia de un alumbrado, hay un encargado, de verificar el funcionamiento de la iluminación, no en vano es un elemento que cada turista o cada persona en el mundo, que en base a las publicaciones que a diario se realizan, propias o ajenas, muchas de ellas en las redes sociales, permite ver y conocer los monumentos de Segovia, aquí y allá.

Pues esta persona responsable, no funciona el día 24 de octubre de 2019, el alumbrado no funciona correctamente. Claro, en una sociedad medianamente organizada, para el caso, que el responsable no actúe, habrá otros escalones, que se darán cuenta de lo que ocurre e intervendrán, pues evidentemente no es el caso, y como estamos en fechas de paz, y alegría, sirvan estas letras, para que las cosas se solucionen.

Las fotografías hablan, del día a día y veremos que lo mismo da, aquí, se puede llevar el viento, los adornos navideños y al día siguiente están totalmente reparados y sustituidos, pero puede dejar de funcionar el alumbrado del Alcázar, que quien se debe dar cuenta, no se enterará.

Asimismo, parece razonable estudiar la frecuencia con la que el alumbrado debe funcionar, no parece exagerado que funcione un mínimo de una o dos horas a diario, para que todos aquellos turistas interesados, al menos durante un pequeño espacio de tiempo, cada día no festivo, puedan ver, disfrutar y por qué no fotografiar nuestros monumentos. Seguro se incrementarán las pernoctaciones en Segovia, así como su divulgación a niveles públicos o privados.

No deja de ser paradójico, que en la festividad de San Juan y San Pedro, cuando hay fuegos artificiales, muchos segovianos nos desplazamos a los alrededores de Segovia para poder contemplar desde la distancia, los mismos, y claro, ves el sinsentido que significa apagar la luz de los monumentos, como si se tratase de un día cualquiera de los que se enciende la iluminación, alrededor de las doce de la noche, en esos días señalados y la imagen de la ciudad iluminada y decorada con los fuegos, es imposible de captar, lo cual es triste y penoso, hablando claramente, todo ello, de la incapacidad de su gestor.

Piensas que un día u otro, lo van a arreglar, pero si las cosas no se solucionan solas, ya no parece sea tan sencillo y a los hechos me remito, se han cumplido dos meses desde que eso ocurre, además de lamentarlo denuncio que el alumbrado de unos monumentos, que han hecho que haya sido declarada Segovia Ciudad Patrimonio de la Humanidad, se realice y actualice por personas competentes, pues el existente, ni está bien diseñado, ni controlado, ni mantenido y procede ya de una vez que funcione correctamente.