Bienvenidos a El Espinar

Parecía que no iba a llegar nunca pero el 9 de mayo está a la vuelta de la esquina. ¿Qué pasará? ¿Podremos salir de la Comunidad y podrán venir nuestros queridos vecinos y nuestras familias? ¿Los comercios volverán a llenarse? ¿Los restaurantes podrán trabajar a tope? ¿Se podrá abrir en horario de cena y con un aforo que compense a los locales más pequeños? ¿Hará bueno para disfrutar de las terrazas?

Le pedimos mucho al fin del estado de alarma pero las comunidades siguen exigiendo las herramientas necesarias para que no se cumplan nuestros deseos. Ni la vacunación es suficiente ni las noticias son buenas ni nos creemos ya nada. La incertidumbre que sufre la hostelería hace que no podamos o mejor dicho que no nos atrevamos a llenar las cámaras y a ‘rescatar’ a nuestros trabajadores de los ERTE, temerosos ante algún nuevo cierre perimetral o ante alguna medida extraordinaria.

Estamos anhelando que haya movimiento en el pueblo

Aun así tenemos ilusión y, aunque sabemos que debemos mantener todos los protocolos aprendidos el año pasado y que es muy difícil trabajar en la situación actual, tenemos esperanza. Estamos anhelando que haya movimiento en el pueblo, que las casas de los veraneantes se abran, que haya paseantes por nuestras calles, que las tiendas recuperen su movimiento de antaño, que las plazas se llenen de terrazas con gente disfrutando, que podamos cenar fuera de casa y con amigos, que vuelva el turismo…

Esperamos que vengáis a El Espinar para poder compartir nuestros montes y nuestra gastronomía con todos vosotros.