El futuro de San Antonio el Real de Segovia

Señor director:

En relación al artículo publicado en la Tribuna de Opinión de este periódico el pasado día 12 de diciembre bajo el título “El futuro de San Antonio el Real”, como representante de la Federación Castellana de Clarisas a la que pertenece el monasterio de San Antonio el Real de la ciudad de Segovia, quiero aclarar varios puntos de la misma por no ser correctos o por ser meras especulaciones sin fundamento.

En el tercer párrafo se indica que el monasterio “ha contado hasta tiempos recientes con una Comunidad de Clarisas dedicadas a la alabanza divina y a la intercesión por las necesidades del pueblo”. Es preciso aclarar que el monasterio cuenta con una Comunidad de Clarisas, pequeña, cierto es, pero que sigue dedicándose a las mismas actividades que las Hermanas Clarisas han realizado en San Antonio el Real durante los últimos cuatro siglos y medio.

Así mismo, en el cuarto párrafo se menciona que la Orden va a “dedicar el Monasterio a una finalidad ajena a la alabanza divina y sí a obtener una suculenta ganancia”.

Y cuatro párrafos más abajo se llega a decir que “causa sorpresa y rubor saber que las Clarisas hayan pensado en el Monasterio donado por la Corona de Castilla como un medio lucrativo”. Desconozco de dónde pueda proceder ese conocimiento que el autor de ese artículo parece tener sobre las intenciones de la Orden de las Hermanas Clarisas sobre el monasterio, pero puedo confirmar que ni se pretende modificar la finalidad religiosa que ha tenido y tiene, ni, por supuesto, se va a destinar a una finalidad de lucro. No sé qué finalidad pueda perseguir el autor haciendo esas afirmaciones que, ya he dicho, son especulaciones sin fundamento alguno, y que la intención de la Orden Clarisa es mantener la dedicación religiosa de San Antonio el Real.

Atentamente.

Hna. María Teresa Pandelet