Un trabajador muerto y otro en estado crítico por una fuga de amoniaco

Además, siete trabajadores se encuentran heridos leves tras el accidente ocurrido ayer por la mañana en la fábrica Carburos Metálicos en el Polígono Norte de Tarragona

160
Imagen de los servicios sanitarios y de los bomberos en el lugar del accidente donde un trabajador ha muerto.
Publicidad

Un trabajador ha muerto, otro se encuentra en estado crítico y siete personas más han resultado heridas leves debido a una fuga de amoniaco en la fábrica Carburos Metálicos, del Polígono Norte de Tarragona, en el municipio de La Pobla de Mafumet (Tarragona).

Según informaron fuentes de los servicios de emergencias de la Generalitat, el incidente, ocurrido poco después de las 09.00 horas de ayer, obligó a confinar en sus edificios a los vecinos de la zona y a activar la fase de emergencia del plan de protección ante accidentes químicos Plaseqta.

La fuga ocurrió en uno de los tanques situados en el exterior de la planta industrial, donde, al parecer, a consecuencia del vertido de amoniaco se desprendieron vapores tóxicos que generaron un pequeña deflagración en la que resultaron heridos dos trabajadores de la fábrica, uno de los cuales murió poco después.

De acuerdo con las primeras informaciones, en la fuga se vertieron entre 500 y 600 litros de amoniaco de los 800 que contenía un tanque, situado en el recinto exterior de la fábrica y con capacidad para almacenar 20.000 litros de ese producto.

Uno de los operarios de la empresa murió a consecuencia del accidente, mientras que otro se encuentra en estado crítico, por lo que fue evacuado en helicóptero al hospital Vall d’Hebron de Barcelona.

Además, a consecuencia del accidente resultaron heridas leves otras siete personas: un trabajador que fue trasladado al Hospital Joan XXIII de Barcelona, dos que fueron atendidos en el mismo lugar del accidente, tres bomberos y un técnico del Servicio de Emergencias Médicas (SEM).

evacuación

El accidente obligó a evacuar a los trabajadores de la fábrica Carburos Metálicos, mientras que los operarios del resto de las industrias del Polígono Norte de Tarragona fueron confinados en los edificios.

La fuga obligó a Protección Civil a activar la fase de emergencia del plan de protección ante accidentes químicos Plaseqta, que a las 10.30 horas se rebajó al nivel de alerta, una vez se pudo detener la fuga de amoniaco.

La primera intervención para controlar la fuga la llevaron a cabo bomberos del Parque Químico Norte de Tarragona, a los que se sumaron después cinco dotaciones de los Bomberos de la Generalitat y nueve de los Mossos d’Esquadra, así como efectivos del Sistema de Emergencias Médicas (SEM).

Los bomberos lograron controlar la fuga y concentrar el amoniaco vertido en una cuba situada bajo el tanque, al tiempo que crearon una pantalla con una cortina de agua para diluir el producto.

Los Mossos d’Esquadra, por su parte, movilizaron a nueve dotaciones para controlar los accesos a la zona donde tuvo lugar la fuga química.

En un mensaje de Twitter, el presidente de la Generalitat, Quim Torra, trasladó su pésame a la familia del trabajador muerto y deseó una pronta recuperación a los heridos, mientras agradeció su trabajo a los servicios de emergencia.