Rechazan las enmiendas contra la derogación de la prisión permanente

La iniciativa del PNV para derogar la máxima pena sigue su curso en el Congreso tras tumbar las enmiendas a la totalidad de la reforma del Partido Popular y de Ciudadanos

La iniciativa del PNV para derogar la prisión permanente revisable seguirá su curso en el Congreso de los Diputados tras rechazarse ayer en el Pleno las enmiendas de totalidad del PP y de Ciudadanos que pretendían mantener esta máxima pena que instauró el Gobierno de Mariano Rajoy en 2015, cuando tenía mayoría absoluta.

En la votación, los textos alternativos del PP y de Ciudadanos fueron rechazados por 178 diputados de PSOE, Unidos Podemos, ERC, PNV, PDeCAT, Compromís, Bildu y Nueva Canarias, mientras que la diputada de Coalición Canaria, Ana Oramas, optó por abstenerse.

El PP y Ciudadanos, que defendían textos diferentes —el Grupo Popular proponía ampliar los supuestos de aplicación de la prisión permanente y Ciudadanos abogaba por limitar el acceso a los beneficios penitenciarios—, se apoyaron entre sí, pero no sólo han sumado a UPN y Foro Asturias, los socios electorales del PP, con lo que han sido derrotados.

La proposición de ley del PNV supera así su segundo debate de totalidad en el Pleno del Congreso. El primero tuvo lugar en octubre del pasado año, en su toma en consideración, donde doblegó el rechazo del PP con los votos de los mismo partidos que este jueves, más la abstención de Ciudadanos.

Este segundo debate ha sido seguido, en la tribuna de invitados, de los padres de Diana Quer y de la niña Mari Luz Cortés, la tía de Yeremi Vargas, la presidenta de la Asociación Clara Campoamor, Blanca Estrella Ruíz, así como los familiares del cámara José Couso o los padres de Marta del Castillo y Sandra Palo.

En su reunión del próximo martes, la Mesa del Congreso deberá decidir si se siguen ampliando los plazos de enmiendas al articulado de la iniciativa del PNV. En principio, los principales grupos aseguran ser partidarios de no acelerar la tramitación hasta que se pronuncie el Tribunal Constitucional, donde en 2015 recurrió el PSOE y buena parte de la oposición.

Familias indignadas

La ‘Plataforma para la No Derogación de la Prisión Permanente Revisable’, impulsada por las familias de Diana Quer, Mari Luz Cortés, Marta del Castillo, Sandra Palo y Yeremi Vargas, entre otras víctimas, aseguraron ayer, tras el debate en el Congreso sobre la derogación de esta pena, que “jamás” serán utilizados por ninguna fuerza política.

Así lo trasladó en rueda de prensa Juan Carlos Quer, en nombre de la plataforma, cuando se le ha preguntado si se habían sentido “utilizados” por algún partido, en especial por el PP y Ciudadanos. Estas dos formaciones defendieron en el Pleno sus textos alternativos a la proposición de ley del PNV que el Congreso aceptó tramitar para derogar la prisión permanente revisable, una iniciativa que ahora seguirá su curso en la Cámara Baja.

“No nos va a utilizar ninguna fuerza porque no tenemos adscripción política”, declaró Quer, para señalar a continuación que su único partido es “el de sentido común” y que sólo siguen el mensaje que sus hijos les mandan “desde ahí arriba”. Aunque las enmiendas de ‘populares’ y naranjas no han conseguido apoyo suficiente para frenar la iniciativa del PNV, el padre de Diana ha transmitido su “satisfacción”.