Kevin Costner tumba el mito de Bonnie y Clyde en ‘Emboscada final’

El actor da vida a Frank Hamer, agente que dirigió la captura de la mítica pareja de forajidos

79
Publicidad

Kevin Costner da vida a Frank Hamer, el agente que dirigió la captura de Clyde Barrow y Bonnie Parker, en ‘Emboscada final’, un filme que llega a Netflix este viernes. La película aborda el fin de los míticos criminales desde la perspectiva de los agentes que les dieron caza desmontando así el mito romántico que convirtió en leyenda a la pareja de forajidos para demostrar, tal y como señala el propio Costner, que “la verdad puede ser tan entretenida y atractiva como la mentira”.

“Es algo muy habitual que no miremos más allá, que no nos interesemos en conocer la otra mitad de la historia, y los que entonces copaban los titulares eran Bonnie y Clyde”, afirmó Costner en una entrevista durante su visita a Madrid para promocionar el estreno de una cinta se ocupa, “de una forma muy eficiente”, según el actor, de hacer justicia con los policías que persiguieron a la pareja de ladrones y asesinos y que para el gran público pasaron a la historia prácticamente como los malos de la película.

Dirigida por John Lee Hancock, ‘Emboscada final’ sigue los pasos de Frank Hamer y de su compañero, el también veterano Maney Gault a quien da vida Woody Harrelson, dos antiguos rangers de Texas que reciben el encargo de acabar con Clyde Barrow y Bonnie Parker, la mediática pareja de forajidos convertida en una suerte de ‘Robin Hood’ modernos idolatrados por el pueblo.

El filme, un proyecto que ha estado en desarrollo muchos años, asociado incluso otros nombres de primera línea como Paul Newman y Robert Redford, relata la historia de estos dos policías desde que, a regañadientes, aceptan la misión y tras varios años retirados vuelven al servicio activo, hasta que el 23 de mayo de 1934 matan a Bonnie y Clyde acribillando su coche en una carretera secundaria de Bienville Parish (Luisiana).

Esas personas, quienes les perseguían, también tenían sus vidas y esta película trata sobre su historia”, insistió Costner que recibió una carta de la familia de Frank Hamer agradeciéndole el filme hiciera justicia con la figura su familiar, a quien consideran un héroe olvidado. “Estaban felices por ver al fin una historia sobre su bisabuelo. Y me dijeron que cuando vieron la película creían estar realmente ante su bisabuelo, lo cual es muy importante”, reveló Costner que señaló “la verdad” que transmite esta historia como el mayor activo del filme.

Una película que se rodó en algunas de las localizaciones reales, incluida aquella carretera en la que Hamer y Gault tendieron la emboscada definitiva a Bonnie y Clyde y, junto con otros dos agentes, acabaron a balazos con la vida de los dos criminales más buscados.

Experiencia

“A veces es necesario poner las cosas en el lugar en el que sucedieron y recuperar ese lugar exacto despertó en mí muchos sentimientos”, afirmó Costner y recordó que, pese a que rodaron la emboscada “unas diez o doce veces”, cada vez que veía venir el coche sentía algo “estremecedor”.

“En cada una de las tomas me estremecía la idea de que una vez llegaba el coche, ellos iban a ser asesinados tan solo unos 45 segundos después y siempre me preguntaba qué pasaría por sus cabezas en ese momento, de qué estarían hablando”, confesó el actor.

A sus 64 años señala que, más allá de la caza de los dos criminales, ‘Emboscada final’ es una película que también habla de la experiencia, de cómo dos viejos sabuesos, a los que los jóvenes agentes dan por acabados y miran por encima del hombro, son los únicos capaces de terminar con los delincuentes más buscados del país.

Y, subraya, en esta era de la globalización e internet, también sería un error pasar por alto la visión de aquellos que más han vivido. “Esos que no valoran lo suficiente la experiencia, que no la respetan, ni entonces ni ahora, se equivocan, y tarde o temprano se darán cuenta”, proclamó Costner.