El director general de la Agencia Tributaria, Santiago Menéndez, en rueda de prensa.
El director general de la Agencia Tributaria, Santiago Menéndez, en rueda de prensa. / Efe
Publicidad

La Agencia Tributaria ingresó 14.792 millones de euros en 2017 por su labor en la prevención y lucha contra el fraude, lo que supone un 0,6% menos que el año pasado, cuando se situó en 14.883 millones, según adelantó ayer el director de la Agencia Tributaria, Santiago Menéndez, en rueda de prensa.

En su opinión, se trata de unos resultados “muy positivos” en un periodo de cifras récord en la labor de la lucha contra el fraude de la AEAT, ya que los resultados suponen mejorar en más de 500 millones de euros, un 3,5% más, la media del trienio 2014-2016.

De la cifra global, 14.221 millones se correspondieron con el resultado directo obtenido por la AEAT en el ejercicio de sus funciones de prevención y lucha contra el fraude, que mejoró en un 3,9% la media de los tres años anteriores.

De estos 14.221 millones de resultado directo, en ingresos directos procedentes de actuación de control se ingresaron 9.505 millones de euros, un 2,2% más, y la minoración de devoluciones solicitadas por los contribuyentes totalizó 4.715,9 millones de euros, un 7,6% más.

Más inspección

Los ingresos de la AEAT por lucha contra el fraude se completan con 571 millones procedentes de declaraciones fuera de plazo voluntario sin requerimiento previo por parte del organismo, cantidad que se redujo un 5,5% respecto a 2016.

Fuentes de la AEAT destacaron que la ligera reducción de la recaudación no es “significativa”, ya que, además, hay operaciones que no han computado en lucha contra el fraude y sí lo harán este ejercicio, que ha arrancado “bastante bien” en ese aspecto.

La AEAT realizó en 2017 un total de 117.380 actuaciones nominales de comprobación e investigación, un 8,3% más que los niveles récord alcanzado el ejercicio previo, según resaltó Menéndez. Además, detalló que la deuda líquida incrementó un 1,3%, hasta los 5.378 millones, con una deuda media por contribuyentes de 199.000 euros.

De esa cifra global, un 42% se corresponde con actuaciones desarrolladas por la Delegación Central de Grandes Contribuyentes y 32.215 actuaciones, el 27,4% del total fueron actuaciones presenciales, que se incrementaron un 31,5% más que en 2016.

De igual forma, resaltan las visitas presenciales (‘peinados’) destinadas al control ‘in situ’ de obligaciones formales y registrales en sectores de riesgo fiscal. En esta actividad, directamente centrada en la detección de economía sumergida, se realizaron 32.215 actuaciones, un 31,5% más que en 2015.

Según Menéndez, este incremento se debe al desarrollo, desde el mes de abril, del Plan de Visitas IVA 2017, bajo el que se completaron 14.698 visitas, el 45,6% de todas las actuaciones presenciales, si bien en total se iniciaron 19.336 expedientes.

En esta línea, explicó que se aprecia un primer efecto inducido en las autoliquidaciones de IVA, ya que los contribuyentes afectados pasaron a declarar más de 256 millones tras el inicio de la campaña, un 10% más, y ha avanzado que este año continuarán desarrollándose este tipo de actuaciones.