Google y otras tecnológicas de EEUU cortan sus suministros a Huawei

La compañía permitirá a la empresa china descargar Google Play pero no actualizar Android

23
El veto de Google pone en jaque la aspiración de Huawei de ser el líder mundial en ventas de móviles. / Efe
Publicidad

Las principales empresas tecnológicas de Estados Unidos, entre ellas Google, dejarán de vender componentes y software al gigante chino de las telecomunicaciones Huawei, en repuesta a la directiva dada la semana pasada por el presidente del país, Donald Trump.

Alphabet, la empresa paraguas de Google, decidió cortar sus suministros de material informático y algunos servicios de programación al gigante chino de las telecomunicaciones, según el mismo medio, que cita fuentes que pidieron el anonimato.

Igualmente, los principales fabricantes de procesadores, como Intel, Qualcomm, Xilinx Inc y Broadcom, informaron a sus empleados de que dejarán de facilitar componentes a Huawei hasta nuevo aviso.

Horas más tarde, Google aclaró que permitirá a los usuarios de Huawei los servicios de Google Play así como las protecciones Google Play Protect en los dispositivos ya existentes de la marca, pero no actualizar sus sistemas operativos Android.

La única forma que tendrán los usuarios de Huawei de acceder a las actualizaciones de Android será a través de las que estén disponibles mediante un código abierto, lo que habitualmente tarda meses, según las fuentes.

El sistema operativo Android incorpora en sus actualizaciones mejoras de seguridad, de almacenamiento o de optimización de batería.

Android aseguró, a través de Twitter, a los usuarios que le preguntaban por la red social que los servicios Google Play y Gloogle Play Protect se mantendrían en funcionamiento para los dispositivos de Huawei y que esta medida estaba encaminada a cumplir con las medidas puestas en marcha del Gobierno de EEUU, sin ofrecer más detalles.

Por su parte, Huawei ofrecerá actualizaciones de seguridad a todos sus equipos, según anunció la compañía después de saberse que Google dejará de venderle componentes y software.

“Huawei ha hecho contribuciones sustanciales al desarrollo y crecimiento de Android. Como uno de sus socios clave mundiales, hemos trabajado estrechamente con su plataforma de código abierto para desarrollar un ecosistema que ha beneficiado tanto a los usuarios como al sector”, contestó la compañía tras la decisión estadounidense de limitar su aprovisionamiento y viabilidad.

La tecnológica china prometió que continuará facilitando actualizaciones y servicios posventa a todos sus equipos, tanto “a los que ya se han vendido como a los que están aún en almacenamiento” y que seguirá construyendo un “ecosistema de software seguro y sostenible” para todos sus usuarios.