La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, junto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la presentación del libro del jefe del Ejecutivo.
La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, junto al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en la presentación del libro del jefe del Ejecutivo. / EFE
Publicidad

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, confirmó que el Gobierno aprobará en el Consejo de Ministros de este viernes y en los sucesivos hasta las elecciones varios reales decretos con medidas de recuperación de derechos laborales y retributivos, derogación de los aspectos lesivos de la reforma laboral, medidas sociales y reducción de la desigualdad de género, que se sufragarán con los mayores ingresos de la Seguridad Social derivados del alza del SMI y las cotizaciones.

También adelantó que verá la luz la Oferta de Empleo Público de 2019 y que se está estudiando la actualización de las entregas a cuenta para las comunidades autónomas por la mejora de la recaudación de los principales impuestos.

“Todos los Consejos de Ministros que quedan de la presente legislatura van a estar cargados de medidas”, confirmó Montero. Además, detalló que se aprobarán varios reales decretos relacionados con la recuperación de derechos laborales, como la posible ampliación de los permisos de paternidad a ocho semanas.

La ministra precisó que se aprobarán decretos con medidas como la recuperación de la cotización para los cuidadores no profesionales, y reducción de la desigualdad de género.

Paralizadas

La ministra explicó que las nuevas medidas sociales y laborales que ultima el Gobierno antes de las elecciones generales no se sufragarán con subidas de impuestos, ya que los ingresos fiscales “no se pueden regular vía decretos ley”, sino que se costearán gracias a algunas de las medidas aprobadas en el ámbito de la Seguridad Social antes de la presentación de los Presupuestos, como los mayores recursos derivados del alza del Salario Mínimo y del aumento de las cotizaciones sociales máximas.

Así, Montero aseguró que estos reales decretos se pueden convalidar en la Diputación Permanente del Congreso porque el reglamento de la Cámara Baja así lo contempla, y justificó su aprobación mediante decretos asegurando que todas las medidas son de “extraordinaria necesidad y urgentes”. “No hay medidas más urgentes que atender el día a día de los ciudadanos”, enfatizó.

Por el contrario, descartó que se puedan aprobar mediante decretos partidas previstas que comporten el incremento del gasto público sin financiación, como el aumento de becas, la eliminación del copago farmacéutico, el alza de la partida de Dependencia o la reforma de las pensiones, ya que considera que va a ser “difícil” recuperar el consenso del Pacto de Toledo antes de las elecciones.

La titular de Hacienda explicó que las medidas que verán la luz antes del 28 de abril “tienen reflejo presupuestario”, mientras que las que implican un mayor gasto para el Estado “no se va a poder aprobar ninguna sin el correspondiente capítulo de ingresos”, si bien aseguró que la intención es que “nada más volver de las elecciones generales”, si gana el PSOE, se vuelvan a someter los Presupuestos de su Ejecutivo a la consideración del Congreso.