Publicidad

El Ayuntamiento de Cebolla (Toledo) dará el primer paso para la solicitud al Gobierno central de la declaración de “zona gravemente afectada por emergencia” tras la riada del pasado 8 de septiembre, por lo que se reunirá con el delegado del Gobierno, Manuel González Ramos, así como con el presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, para iniciar la tramitación y estudiar posibles soluciones.

Así lo confirmó la alcaldesa, Silvia Díaz del Fresno, quien además aseguró que las reuniones están fijadas para el lunes 17 de septiembre con la intención de solicitar la declaración una vez que ha concluido la primera estimación de daños materiales.

A este respecto, Díaz del Fresno concretó que se produjo importantes daños por el agua y el lodo en 70 viviendas, entre las que se incluyen locales comerciales como la farmacia, una librería, un centro de fisioterapia, un restaurante y una cafetería.

A esto se suma, otros 12 feriantes afectados que se encontraban en el municipio con motivo de las fiestas, que han sufrido desperfectos en vehículos, puestos, atracciones y en una churrería. Pero además, se han contabilizado hasta 50 vehículos que fueron arrastrados por la riada y los cuantiosos daños en el campo, tanto en cultivos como en las higueras, pues la cooperativa de Cebolla se encontraba en plena campaña de recogida de higos.

Díaz del Fresno explicó que ya recibió en el Ayuntamiento la comunicación de la Federación Empresarial Toledana (Fedeto) apoyando la solicitud de la declaración de zona gravemente afectada.

Por otra parte, señaló que el apoyo logístico de las administraciones provincial y regional fue primordial para acometer las primeras actuaciones para recuperar la normalidad con la limpieza en las calles y la zona del arroyo Sangüesa, aunque todavía mantienen los equipos pues hay muchos puntos en los que hay que retirar arena y barro “por si llueve otra vez”, explicó, pues es una de las preocupaciones que mantiene en alerta a los vecinos de Cebolla.
Por lo que respecta a la llegada de ayuda económica, Díaz del Fresno se ha mostrado confiada en que llegará aunque desconoce la cuantía porque todo dependerá de la evaluación final de daños, si bien ha insistido en que el mayor apoyo para Cebolla debe ser a través de las obras que deban acometerse para encontrar una “solución definitiva a este problema”.

Ayuda en forma de libros

Ahora la ayuda que les llega es en forma de libros, después de que la riada destrozara el 80% de los fondos de la Biblioteca municipal. En tan solo unos días, según ha explicado la alcaldesa, recibieron cerca de 3.000 libros que se trasladaron hasta el salón de actos.

La primera movilización llegó por parte de las bibliotecas municipales de la región, que fue seguida por colectivos, partidos políticos y ciudadanos. “Están llamando todos los días desde distintos puntos de la geografía española”, apuntó.

A esto hay que añadir los numerosos actos benéficos que se están organizando por parte de otros ayuntamientos de la provincia de Toledo como El Real de San Vicente, Los Cerralbos, Lucillos e incluso competiciones deportivas como una carrera que se celebrará el domingo en Talavera de la Reina. El equipo de Cebolla, el Torpedo 66, tendrá una hucha solidaria en su encuentro frente al Yuncos, y disputará un partido benéfico frente al CF Talavera, el miércoles 26 de septiembre.

Una situación que nunca se había visto antes en Cebolla, y que ha obligado al Ayuntamiento a abrir tres cuentas bancarias con destino un fondo de solidario, que servirá para ayudar a muchos vecinos que no pueden afrontar los gastos por los daños de la riada: ES 34 3081 0050 071099440321 en Eurocaja Rural; ES 95 0030 1310 750870001271 en el Banco Santander; y ES 93 2105 3005 973400003505 en Liberbank.