Báñez prevé una crecida del empleo a pesar de que “agosto no es un buen mes”

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, señaló en la jornada de ayer que, según las previsiones establecidas por el Ejecutivo, el empleo crecerá de manera “interanual” a un “gran ritmo”, según comentó, cercano al del crecimiento económico del último trimestre situado en un uno por ciento, a pesar de que “agosto no es un buen mes para el empleo porque es cuando se cancelan muchos contratos de la hostelería y el turismo”, afirmó.

En declaraciones a los periodistas momentos antes de asistir a la misa de la Virgen del Mar en la Feria de Almería, la ministra Báñez valoró positivamente el dato del crecimiento económico del último trimestre y apuntó que “todo ese crecimiento económico, por primera vez en España, se traduce íntegramente en creación intensa de empleo”, según los datos que maneja su departamento y se publicarán esta próxima semana.

Así, la minstra de Empleo y Seguridad Social explicó que el país va a “seguir creando empleo”, por lo que además incidió en el “gran vuelco” que ha experimentado el mercado de trabajo. “Hoy España lidera triplicando el crecimiento medio de toda la zona euro y, sobre todo, creciendo también el empleo más que en toda la zona euro”, aseguró en ese sentido.

“Tenemos que reconocer toda la alegría compartida de toda la sociedad española. Estamos consiguiendo sacar adelante este país, que estaba en una situación muy difícil hace cuatro años”, manifestó Báñez, quien pese a todo esto considera que aún queda “mucho por recorrer”.

Con esto, consideró por otr parte que “la recuperación está llegando” a los ciudadanos, aunque también aseguró que el Gobierno, junto con las administraciones locales y supramunicipales, así como con las comunidades autónomas, va a seguir “colaborando” para este fin porque “la receta del empleo para todos es sumar y sumar voluntades”, afirmó Báñez.

La ministra destacó esta semana que “España sigue liderando el crecimiento en la zona euro” y se mostró además convencida de que “la única receta” para la creación de empleo y riqueza es “sumar voluntades”. A su juicio, esto pone de relieve que “España sigue liderando el crecimiento económico en la zona euro, en más del doble”, de manera que “el crecimiento se está traduciendo en creación de empleo”.