Las bolsas europeas se desploman por las dudas sobre Francia y la caída de Wall Street

Las bolsas europeas cayeron hoy con fuerza más de un 5 % tras la apertura bajista de Wall Street, debido al temor generalizado a una nueva recesión económica y rumores de una rebaja de la calificación de la deuda de Francia. Milán encabezó las pérdidas con un descenso del 6,65 %, Madrid bajó un 5,49 %, París cedió un 5,45 %, Fráncfort cayó un 5,13 % y Londres lo hizo un 3 %.

0

Las bolsas europeas se habían recuperado en la sesión matinal con subidas moderadas de alrededor del 1 %, después de que la Reserva Federal estadounidense (Fed) decidiera el martes mantener los tipos de interés cerca de cero dos años más, pero las ventas se impusieron en la sesión de tarde.

De nuevo la jornada bursátil fue muy volátil y en el mercado “el efectivo es el rey” actualmente, según un operador. Una hora antes del cierre de la negociación en los mercados de valores europeos, el Dow Jones de Industriales bajaba un 4 % y arrastró a los principales índices bursátiles de Europa.

El presidente de la Reserva Federal estadounidense (Fed), Ben Bernanke, ha dejado claro que va a inyectar liquidez, lo que fue acogido con agrado en los mercados en un primer momento pero después prevaleció el escenario de recesión y el temor a una doble recesión, dijo a Efe una operadora del mercado de Fráncfort.

Además, en los mercados circularon rumores de que las agencias de medición de riesgo van a bajar la calificación de la deuda de Francia, lo que causó elevadas pérdidas a las acciones de los bancos en la bolsa.

De poco sirvió el desmentido del Gobierno francés, que aseguró que las tres agencias de medición de riesgo han confirmado su calificación y consideran que no existe ningún riesgo de una degradación de Francia.

También, el presidente galo, Nicolas Sarkozy, mantuvo una reunión de urgencia con algunos de sus ministros para tratar sobre la situación. Asimismo, circularon en el mercado rumores de que el banco francés Societe Generale atraviesa dificultades, que desplomaron su valor en bolsa un 20 %, hasta el mínimo de los dos últimos dos años y medio.

Pese a que Societe Generale desmintió también el rumor, el sector financiero europeo cayó con fuerza en bolsa. El euro caía y se cambiaba a 1,4191 dólares, después de haber llegado a superar los 1,44 dólares por la mañana. Por su parte, el oro marcaba un valor máximo histórico en 1.786,57 dólares.

Ibex 35 y prima de riego española. La Bolsa española registró hoy la mayor caída desde mayo de 2010 al bajar el 5,49 por ciento y perder el nivel de 8.000 puntos, afectada por el retroceso de la banca y de los mercados internacionales después de que Wall Street abriera con una recogida de los beneficios logrados en la sesión anterior.

Así, en la novena sesión consecutiva de pérdidas, el principal índice de la bolsa española, el IBEX 35, bajó 462,90 puntos, el 5,49 por ciento, la mayor caída desde el 12 de mayo de 2010, hasta 7.966 puntos, nuevo mínimo anual y nivel desconocido desde abril de 2009. Las pérdidas acumuladas este año ascienden al 19,2 por ciento.

La prima de riesgo española subió hoy tras tres jornadas consecutivas a la baja hasta colocarse en los 283,8 puntos básicos, debido a las menores compras de bonos por parte del Banco Central Europeo (BCE) y a la apuesta de los inversores por títulos de deuda más fiables ante el pánico de las bolsas.

De hecho, el rendimiento de la deuda pública alemana a 10 años, considerada la más segura de Europa, cayó desde el 2,365 por ciento de ayer hasta el 2,192 por ciento, su nivel más bajo desde agosto de 2010.

La rentabilidad de los bonos españoles -que se compara con la de los alemanes para obtener la prima de riesgo- también descendió, aunque en menor medida, al pasar del 5,081 por ciento de ayer hasta el 5,03 por ciento al cierre de la jornada en el mercado secundario.

De este modo, el riesgo país subió respecto a los 271,7 puntos básicos de la víspera, aunque todavía está muy lejos de los 398,46 puntos básicos que se marcaron el pasado jueves y que fueron el máximo desde la creación del euro.