Los servicios funerarios trasladan a una de las fallecidas. / ICAL
Los servicios funerarios trasladan a una de las fallecidas. / ICAL

El Juzgado de Instrucción 4 de Valladolid ordenó prisión provisional, comunicada y sin fianza, para el hombre de 43 años que fue detenido como supuesto autor de la muerte violenta de su mujer, de su suegra y de otro hombre, además de agredir además a dos matrimonios en su huida, según informaron a Efe fuentes del caso.

El pasado sábado por la tarde, una mujer, de 78 años, y su hija, de 54, fueron encontradas muertas, una de ellas con heridas de arma blanca, tras un incendio originado en su vivienda de Valladolid, mientras que un hombre, de 72 años, también apareció muerto por arma blanca en otro incendio declarado en una vivienda próxima.

El arrestado, que fue detenido el mismo sábado por la noche, negó la autoría de los hechos que se le atribuyen durante su declaración en el Juzgado, en la que respondió a preguntas tanto del fiscal como de la defensa.

Tras su declaración, durante una hora y media aproximadamente, el ministerio público solicitó su ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza, opción por la que se decidió el Juzgado, mientras el letrado del detenido demandó su puesta en libertad.

Después de su comparecencia ante el juez, el forense tomó muestras de ADN al arrestado, que salió del edificio judicial sobre las 15.15 horas en un furgón de la Guardia Civil para su traslado a la Prisión Provincial de Valladolid.

El Juzgado mantiene abierta la causa por delitos contra la vida (homicidio o asesinato), incendio, daños, contra la salud pública, robo con violencia y lesiones.

El arrestado se negó a declarar ante la Policía Nacional, que practicó su detención como supuesto autor de las tres muertes violentas, de delitos de allanamiento de morada, lesiones y robo con violencia, ya que en su huida agredió a dos matrimonios de avanzada edad e intentó entrar en sus casas para esconderse y robar todo aquello que le fuera útil en su fuga.