Los sindicatos rechazan la propuesta de las 35 horas y mantienen la huelga

CSIF, UGT y CCOO aseguran que la oferta de la Junta no ofrece garantías de cumplimiento

69
Los funcionarios se movilizarán finalmente hoy ante la falta de acuerdo entre sindicatos y Junta. / europa press
Publicidad

Los sindicatos CSIF, UGT y CCOO rechazaron la propuesta de la Junta de comenzar a aplicar la jornada de 35 horas semanales a los empleados públicos de la comunidad el 31 de marzo de 2020 y mantienen la huelga convocada para hoy.

Según fuentes sindicales, los tres sindicatos consideraron que en su oferta de empezar aplicar la jornada de 35 horas semanales la Junta de Castilla y León no ofrece garantías para su cumplimiento y es “un brindis al sol”, en palabras de Raquel Fernández, portavoz de CSIF.

El consejero de la Presidencia de la Junta de Castilla y León, Ángel Ibáñez, y el de Economía y Hacienda, Carlos Fernández Carriedo, presentaron el lunes esta oferta que fijaba comenzar a aplicar la jornada de 35 horas el próximo 31 de marzo, pero los sindicatos exigieron que se presentará por escrito en un documento que los representantes de CSIF, CCOO y UGT debatieron.

Los tres sindicatos consideraron que la propuesta trasladada por la Junta no ofrece garantías de cumplimiento y la portavoz de CSIF informó a los medios de que incluye “condicionantes” que remiten a lo que dictaminen las distintas “mesas técnicas” de la Función Pública de Castilla y León.

Según explicó la portavoz de CSIF, estos condicionantes se refieren a los presupuestos generales de la comunidad, a la organización y gestión de cada sector administrativo y al mantenimiento de la calidad en la prestación de los servicios.

La portavoz de CSIF puso en duda en que la Junta de Castilla y León tenga intención del cumplir el acuerdo que suscribió con estos mismos tres sindicatos en mayo de este año con el objetivo de regresar a la jornada de 35 hora semanales que se perdió con motivo de la crisis económica.

Para Raquel Fernández, dejar la aplicación de la jornada de 35 horas en manos de las decisiones de las mesas técnicas sectoriales supondría “dejar en el aire la aplicación del acuerdo”.

Tanto CSIF como CCCOO y UGT anunciaron la posibilidad de acudir a los tribunales para denunciar un supuesto incumplimiento del acuerdo de mayo de este año, poco antes de celebrarse las elecciones autonómicas.

La convocatoria de huelga en la administración autonómica de Castilla y León, en la que el pasado día 25 ya se produjeron paros parciales, está dirigida a cerca de 85.000 empleados públicos.