Coste salarial de la hipoteca (10cmx10cm)
Coste salarial de la hipoteca por comunidades./ ICAL

El pago de la cuota hipotecaria de la vivienda supone un esfuerzo considerable para el bolsillo de los castellanos y leoneses, puesto que se lleva de media el 26,5 por ciento del salario cada mes. El aumento de los sueldos no compensa el encarecimiento de los préstamos, tras la subida de los tipos de interés del Banco Central Europeo (BCE), ya que la mensualidad media abonada en la Comunidad supera ligeramente los 518 euros.
No obstante, el deterioro de la accesibilidad a la vivienda en Castilla y León parece haber echado el freno en el tercer trimestre del año, en relación al periodo de junio abril a junio, según los datos recabados por el Colegio de Registradores de la Propiedad y Mercantiles de España. La estadística consultada por Ical refleja que el peso de la hipoteca sobre los salarios comienza a retroceder en la Comunidad, con un descenso del 0,62 por ciento, aunque se mantiene por encima del 25 por ciento.

DESAJUSTE

La tendencia no se ajusta al comportamiento del conjunto del país, donde la cuota hipotecaria mensual media registró una cuantía media de 709,8 euros, con un ascenso trimestral del 0,8 por ciento, frente a la caída del 0,9 por ciento de Castilla y León. Además, en relación a los salarios, supone el 32,7 por ciento de media en España, muy por encima del 26,5 por ciento de la Comunidad, pese a contraerse un 0,14 por ciento.
Los registradores de la propiedad esperan que los tipos de interés sigan complicando el pago de las hipotecas, si bien creen que lo harán con una “menor intensidad” en los próximos meses. “El endeudamiento hipotecario previsiblemente descenderá, o si no se produce el esperado descenso se mantendrá relativamente estable, y los plazos de contratación se incrementarán de manera leve, contrarrestando parcialmente el impacto negativo del alza en tipos de interés”, señalan desde el Colegio.

 

Castilla y León registró en el tercer trimestre 49 certificaciones por ejecución de hipoteca, y 14 daciones en pago

Las mayores cuantías de cuota hipotecaria mensual media se registraron durante el tercer trimestre en Islas Baleares (1.114,8 euros), Comunidad de Madrid (1.003,9 euros), Cataluña (797,7 euros) y País Vasco (735,3 euros), mientras que los menores importes medios correspondieron a la Región de Murcia (455,5 euros), Extremadura (463 euros) y Castilla-La Mancha (512,3 euros).
Respecto al porcentaje de la cuota hipotecaria frente al coste salarial, los mayores niveles medios se alcanzaron también en Baleares (53,4 por ciento), Comunidad de Madrid (38,5 por ciento), Canarias (36,9 por ciento) y Andalucía (34,1 por ciento), mientras que las condiciones más favorables se dieron en la Región de Murcia (24,1 por ciento), el Principado de Asturias (25,1 por ciento) y La Rioja (26,3 por ciento).

¿IMPAGOS?

De momento, Castilla y León registró en el tercer trimestre 49 certificaciones de vivienda por ejecución de hipoteca, mientras hace un año fueron 92 en el mismo periodo. Sin embargo, las daciones en pago, una figura que sigue siendo minoritaria en la Comunidad, se anotaron de nuevo en 14 ocasiones entre los meses de julio y septiembre.
El importe de los préstamos, tras años de subidas de los precios, se situó en el tercer trimestre en la Comunidad en los 103.390 euros, un 2,2 por ciento menos que en los tres meses anteriores, y también por debajo de los 104.297 de hace un año. En España, alcanza los 141.180 euros, casi igual a los 141.059 euros del tercer trimestre de 2022.
Además, el endeudamiento hipotecario por metro cuadrado de Castilla y León se mantuvo por debajo de los 1.000 euros, con 902, frente a los 1.394 que presenta la media nacional. Finalmente, el periodo medio de contratación de los nuevos créditos hipotecarios registró un ligero aumento durante el tercer trimestre (0,3 por ciento), hasta los 24,33 años, mientras de media en el conjunto del país bajó un 0,3 por ciento, hasta los 24,5 años.