Área de atención al paciente y gestión de trámites del Complejo Asistencial de Segovia. /KAMARERO
Área de atención al paciente y gestión de trámites del Complejo Asistencial de Segovia. /KAMARERO

Los servicios sanitarios de Castilla y León se sitúan en el tramo de los ‘regulares’ del conjunto autonómico, aunque escalan del sexto al cuarto puesto, en el mismo nivel que los de Cantabria, Castilla-La Mancha y Extremadura, sólo por detrás del podio de los ‘mejores’ que ocupan País Vasco, en primera posición, seguida de Navarra y Asturias.

El informe de 2022 de la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP) publicado este miércoles constata un «empeoramiento generalizado» del sistema de salud debido a «la falta de esfuerzo inversor» y sitúa a Murcia, Cataluña y Canarias como las comunidades con peores servicios sanitarios.

País Vasco, Navarra y Asturias, las autonomías con mejores servicios sanitarios, igual que en el 2021, son las únicas con un presupuesto sanitario per cápita por encima de los 1.900 euros, un dato en el que Castilla y León ocupa el puesto quinto con 1.818 euros por habitante.

Para elaborar el informe, la FADSP ha tenido en cuenta diferentes parámetros, y además del presupuesto del que dispone cada comunidad, analiza el número de camas, quirófanos, médicos de atención especializada, de Atención Primaria y Enfermería por cada mil habitantes y atiende al coste que supone el alta hospitalaria, las urgencias, la cirugía mayor ambulatoria o el gasto farmacéutico.

El mejor dato de camas por mil habitantes lo tiene Cataluña con 4,08; seguido de Aragón con 3,97, con 3,88 en el caso de Castilla y León, el tercer mejor indicador; y en camas de la sanidad pública el mejor dato lo tienen Extremadura, con 3,27 y Aragón, con 3,25, también con Castilla y León en el tercer lugar con 3,01.

Castilla y León tiene una ratio de 0,09 quirófanos por mil habitantes, frente a los 0,12 de Navarra, y cuenta con 32,62 médicos de Atención Especializada por mil habitantes, el séptimo menor dato, que lidera Navarra con 41,09.

CASTILLA Y LEÓN TIENE 1,10 MÉDICOS DE ATENCIÓN PRIMARIA POR MIL HABITANTES: LA MAYOR TASA DE CCAA

La Comunidad tiene además una ratio de 1,10 médicos de atención primaria por mil habitantes, la mayor del conjunto autonómico, con el 0,56 de Baleares o el 0,65 de Madrid en el otro extremo.

Las enfermeras por mil habitantes en atención primaria son 0,87 en la Comunidad, el segundo mayor dato tras el 0,91 de La Rioja.

El porcentaje de cesáreas por mil partos es del 24,11 en la Comunidad, el séptimo mayor, que encabeza Extremadura con un 31,89, con el 14,79 del País Vasco en el otro extremo.

EL SEGUNDO MAYOR COSTE MEDIO POR ALTA HOSPITALARIA TRAS BALEARES CON 3.677 EUROS

El coste medio de alta hospitalaria está en 3.677 euros en Castilla y León, el segundo mayor autonómico tras los 3.806 de Baleares, con los 2.247 de Andalucía en el otro extremo.

La Comunidad tiene además 378 urgencias por mil habitantes, el tercer menor indicador tras los 337 de Navarra y los 363 de La Rioja, con las 580 de Andalucía en el otro extremo.

En cuanto al porcentaje de genéricos sobre total se sitúa en el 44%, en el mismo nivel que Andalucía, Cataluña, Madrid y País Vasco, y a la cabeza autonómica, con el 31% de Murcia cerrando la clasificación.

El gasto de recetas per cápita fue de 201,3 euros en la Comunidad en el 2021, el menor dato autonómico (352 en Extremadura como mayor dato), el 5,1% más que en el 2020.

El informe recoge la satisfacción ciudadana sobre la sanidad, en el 6,95 en la Comunidad, la octava mayor (7,45 Aragón); con un 79,9% de ciudadanos que opina que la sanidad regional funciona bien o muy bien.

Según la metodología utilizada, la puntuación máxima posible de una comunidad es de 130 y la mínima de 32. La FADSP entiende que la diferencia entre comunidades es «claramente excesiva» y así lo reflejan los resultados: el País Vasco obtiene la mejor nota, con 95 puntos, 32 más que los conseguidos por Murcia, a la cola con la peor puntuación de todo el país, al sumar solo 63.

La FADSP también pone el foco en las listas de espera. Aquí el 54,7 % de los navarros asegura que cuando pide cita en la Atención Primaria se la dan en 24 horas, situación que también reconoce un 40% de los extremeños, con un 21,4% en el caso de Castilla y León, el octavo mejor indicador, frente al 5,5 % de los baleares y el 6,4 % de los madrileños.