La Junta implementará medidas para fomentar el “emprendimiento joven”

La consejera de Familia e Igualdad, Isabel Blanco, dice que el asesoramiento y las ayudas buscan alimentar la actividad económica de la región, especialmente en el medio rural

41
La consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades del ejecutivo autonómico, Isabel Blanco. / europa press
Publicidad

La Junta de Castilla y León dará prioridad a medidas para fomentar el “emprendimiento joven”, especialmente en el medio rural, anunció ayer la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades del ejecutivo autonómico, Isabel Blanco.

En declaraciones a los periodistas durante una visita a los campamentos de trabajo de voluntarios en Atapuerca (Burgos), la consejera precisó que serán medidas para facilitar el asesoramiento y ayudas económicas para jóvenes que quieran emprender o ampliar una actividad económica en los pueblos de Castilla y León.

El plan formará parte de otras medidas transversales, también para jóvenes, en materias de vivienda, transporte y educación.

La consejera insistió también en la importancia de los programas de verano para jóvenes de la Junta de Castilla y León, entre los que ha destacado los doce campamentos de trabajo en los que participan jóvenes de 16 a 30 años.

Un total de 427 jóvenes de la Comunidad participan en el programa (264 en los campamentos de Castilla y León, 136 en otras autonomías y veintisiete fuera de España) que “fomenta la participación, el trabajo, la solidaridad y el intercambio”, explicó Blanco.

La Consejería también ofrece a los jóvenes con edades comprendidas entre 9 y 17 años el programa de campamentos de verano ‘Red activa’, en el que este año han participado más de 3.000 personas, con actividades de multiaventura, deporte, fotografía o inglés, entre otras.

El tercer programa juvenil estival es el de Formación en Arte e Idiomas, para jóvenes de 10 a 30 años, en el que han participado 181 jóvenes en cuatro cursos de formación artística y 889 en los cursos de inglés.

La consejera destacó que estas actividades para jóvenes suponen un impacto económico de más de 1,6 millones de euros y generan 367 empleos directos temporales.