El consejero de Presidencia (c) recuerda que solo se reclama las cantidades convenidas. / europa press
Publicidad

El consejero de Presidencia de la Junta de Castilla y León, Ángel Ibáñez, considera “de justicia” que el Gobierno de la Nación dé a la región los 442 millones de euros de los atrasos aunque esté en funciones.

Así lo hizo instantes antes de asistir a una misa oficiada en la localidad palentina de Paredes de Nava, que está en fiestas y donde Ibáñez pasó muchos años de su juventud, como él mismo ha apuntado.

Ha recordado que el pasado lunes el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, envío una carta al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para ponerle de manifiesto que hay 442 millones de euros que deben llegar a la comunidad en relación con los anticipos a cuenta de 2019 y con la liquidación del IVA del año 2017.

“No es una exigencia, no es pedir mayores aportaciones, es una cuestión de justicia”, incidió, ya que, según el consejero, esos millones son de los castellanos y leoneses y el Gobierno de la Nación “tiene que hacer lo que sea necesario” para que eso revierta en Castilla y León y se pueda plasmar en los ingresos de la Comunidad Autónoma.

Ibáñez declaró que desde el Gobierno Regional van a estar muy atentos a lo que ocurra y que aunque van a ser razonables, porque se está pendientes de la formación del Gobierno, Fernández Mañueco “va a ser una persona leal” con el Gobierno de la Nación, sea del color que sea, pero “exigente” porque lo que pide no es para la Junta, es para los servicios de la región.

En otro orden de cosas, ha manifestado que hay poner en valor “el esfuerzo de los pequeños municipios” que acogen a muchísimos visitantes y veraneantes durante este periodo estival “para prestar todos los servicios necesarios para las personas que se acercan a estas localidades” y puedan disfrutar de todo lo que necesitan durante el periodo de verano.

Así, trasladó que la Junta quiere hacer un esfuerzo importante durante esta legislatura y acercarse más al mundo rural porque “es estratégico” que se entienda que la despoblación “se combate también apoyando a todos los pequeños municipios que hay en la Comunidad Autónoma”.