Herrera pide ayudas de “forma directa” para los agricultores cuya actividad sea “viable y competitiva”

El presidente de la Junta recibe en Burgos a los asistentes a la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural.

1

El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, insistió hoy en Burgos en que “hay que seguir ayudando de forma directa con fondos, con recursos, con ayudas económicas” a los agricultores cuya actividad sea considerada “viable y competitiva”. Según Herrera estas subvenciones deben mantenerse, sobre todo, hasta que en 2013 se revise totalmente la Política Agraria Comunitaria (PAC).

Herrera, que recibió a los asistentes a la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural que se celebró en la capital burgalesa, precisó que el país atraviesa “un momento de crisis económica y la agricultura, la ganadería y la industria de transformación no son ajenas”. “En este momento y con especial gravedad, estamos viviendo algunos de los problemas de los nuevos mercados europeos como, por ejemplo, en el caso concreto del sector lácteo”, agregó.

Herrera también se refirió a que la reforma de la PAC presentó durante al año pasado algunos aspectos que el Gobierno regional “no puede compartir”, dijo. “Estamos viendo meses después cómo se van confirmando las peores expectativas”, añadió. “No podía ser la perspectiva actual y futura para 2013 de la nueva PAC que se redujeran las ayudas directas a los agricultores”, afirmó.

Asimismo, indicó que pese a ser tan importante la política de desarrollo rural para la Comunidad, Europa la conciba como “financiada” y con base a los fondos que tenían que recibir los agricultores. “No podía ser que España desmantelara o se presentara en situaciones de desequilibrio en algunos mercados de consumo y producción, como es el caso del lácteo, donde España produce menos leche de la que consume pero, sin embargo, está importando leche de menor precio y calidad, con lo que esto está castigando a los propios agricultores”, apostilló.

El jefe del Ejecutivo autonómico señaló que este tipo de foros ayudan a impulsar la colaboración entre todas las administraciones para resolver los problemas de los agricultores y ganaderos. También destacó que permiten a la Junta presentar en los dos últimos años, “a pesar de la diferencia de signo político de los dos gobiernos”, una acción continuada de colaboración con el Gobierno central.

Una cooperación en cuestiones “tan importantes” como la modernización de los regadíos, la lucha contra la plaga de los topillos, la lucha en materia de sanidad animal contra males como la ‘lengua azul’, como el desarrollo de algunos programas pioneros dentro de los proyectos de la Ley de Desarrollo Sostenible del Medio Rural o que se haya podido localizar en Castilla y León una buena parte del mapa productivo de la remolacha azucarera, con lo que además se puede fijar la industria de transformación lo que “se debe a la colaboración, al trabajo, diálogo y esfuerzo conjunto del Gobierno de Castilla y León y el de la Nación”.

Conferencia Sectorial

La ciudad de Burgos acogió hoy la celebración de la Conferencia Sectorial de Agricultura y Desarrollo Rural y de los Consejos Consultivos de Política Agrícola y de Política Pesquera para Asuntos Comunitarios convocada por el Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino, tras aceptar el ofrecimiento realizado desde la Junta de Castilla y León.

La reunión se celebró en el Palacio de la Isla, actual sede del Instituto Castellano y Leonés de la Lengua, y contó con la presencia de los consejeros de las comunidades autónomas de Andalucía, Aragón, Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Extremadura, Navarra, La Rioja, Valencia, Murcia, País Vasco, La Rioja, Islas Baleares y Canarias. Además, estuvo presidida por la ministra de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino, Elena Espinosa.