La vicesecretaria del PSOECyL y viceportavoz en las Cortes de Castilla y León, Virginia Barcones. / EFE
Publicidad

El PSOE de Castilla y León alertó ayer de que la nueva ordenación del territorio planteada por el Gobierno autonómico aleja servicios públicos hasta 40 y 45 kilómetros de los pueblos al establecer en media hora de distancia la garantía de prestación de servicios.

La vicesecretaria del PSCyL y viceportavoz socialista en las Cortes de Castilla y León, Virginia Barcones, lamentó que se establezcan los 30 minutos de tiempo de desplazamiento como distancia máxima para la prestación de servicios, lo que equivaldría hasta 45 kilómetros.

Eso supone que “pueden arrasar con centros de salud, consultorios médicos, centros educativos, colegios, institutos o servicios sociales”, según la dirigente autonómica socialista, que se preguntó cuántos servicios públicos piensan “llevarse por delante” con la nueva ley.

También criticó que la normativa que regule la ordenación del territorio se quiera tramitar con una aprobación por mayoría simple cuando se trata de “un asunto de Comunidad” y por ello debería contar con una “mayoría cualificada”.

Barcones reclamó como condición para que el PSOE acepte ese nuevo diseño territorial que exista antes un mapa en el que se especifique dónde va a recibir cada vecino los servicios y con qué transporte público va a contar para desplazarse a ese lugar.

Del mismo modo, ese mapa de la ordenación territorial debería contener el compromiso de conectividad por banda ancha en los municipios, condiciones que si no se cumplen el PSOE no aceptará ese nuevo modelo de ordenación territorial.

La vicesecretaria del PSOE de Castilla y León criticó además que el Gobierno regional lleva más de treinta años sin ordenar el territorio y ahora diga que las mancomunidades constituidas hasta ahora “no sirven”. Frente a ello, reclamó que cada municipio pueda decidir por si mismo “cómo y con quién te juntas”.

A su juicio, el PP autonómico de Alfonso Fernández Mañueco está “absolutamente radicalizado” ya que ha “reventado” todos los acuerdos de Comunidad de anteriores mandatos.

También denunció la “tremenda irresponsabilidad” del PP, que ha hecho que Castilla y León sea una Comunidad con “terribles desigualdades” y no ha utilizado instrumentos para corregirlas, un aspecto en el que Zamora ha salido “mal parada”.

“La Junta de Castilla y León se ensaña con los más débiles”, ha sostenido Barcones, que ha reclamado que en vez de utilizar Zamora para “planes de más recortes”, en referencia al plan piloto de la sanidad en Aliste, se le deberían dar recursos e incentivos para acabar con las desigualdades.