El menor fallecido en un incendio en León pudo morir a causa del humo

Una intoxicación por humo parece ser la causa más probable de la muerte del menor, de 14 años, fallecido ayer por la tarde en un incendio declarado e el garaje de una vivienda de la localidad de Filiel, perteneciente al municipio leonés de Lucillo, según han confirmado a Efe fuentes de la investigación.

El incendio se declaró poco después de las 16.30 horas en la espuma que revestía el tejado del garaje, supuestamente a causa de una caldera de carbón instalada en la misma dependencia. El Servicio regional de Emergencias 112 recibió la llamada de alerta a las 16.49 horas, que precisaba que el menor había sufrido graves quemaduras y una intoxicación y podría haber fallecido.

En la llamada de emergencia se informó también de que el incendio ya estaba extinguido y no se observaban llamas ni humo, por lo que no era necesaria la presencia de bomberos. Al parecer, el incendio provocó una densa humareda negra que pudo ser la causa de la muerte del menor, que en el momento del siniestro se encontraba en el garaje junto a un hermano que pudo abandonar el recinto y dar la voz de alarma. A su llegada al lugar del siniestro, el personal de Sacyl solo pudo confirmar el fallecimiento del menor.