El Colegio de Periodistas denuncia insultos y amenazas en diferentes concentraciones

Los profesionales condenan los hechos y lo califican como "intentos de represión"

El Colegio Profesional de Periodistas de Castilla y León, respaldado por la Red de Colegios de Periodistas, ha difundido una nota de prensa denunciando los insultos y amenazas de los que han sido víctimas algunos de los periodistas que estaban cubriendo las concentraciones acaecidas en diferentes ciudades de la comunidad autónoma.

Según el escrito, estos insultos y amenazas suponen un “ataque directo a la libertad de prensa“, ya que estas acciones pretenden condicionar el ejercicio profesional de dichos periodistas. En este sentido, el Colegio Profesional de Periodistas de Castilla y León recuerda que la libertad de prensa es uno de los pilares sobre los que se sustenta cualquier sociedad democrática.

Desde el inicio de la pandemia de la COVID-19, continúa la nota, ha quedado de manifiesto que el periodismo es un servicio esencial y ha jugado un papel clave para informar a la sociedad sobre lo que estaba sucediendo e incidir en las medidas de prevención necesarias para reducir el riesgo de contagio.

Por todo ello, el Colegio Profesional de Periodistas de Castilla y León ha condenado los insultos y califica de “intentos de represión” los actos y gritos contra la actividad periodística. Además, solicita el “máximo respeto” para los profesionales periodísticos para que puedan ejercer su labor profesional con todas las garantías posibles.

El Colegio de Periodistas termina haciendo una petición a las autoridades competentes y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para que protejan a los profesionales de la información en el ejercicio de su labor periodística.