Un premio en el sorteo extraordinario de el Niño. / E.A

Con el sonido de los bombos del sorteo de Navidad aún reciente, que dejó un pellizco del Gordo y más de 22 millones en de los premios mayores en todas las provincias salvo la abulense, Castilla y León vuelve a ser la Comunidad con más lotería del Niño consignada por habitante con 27,53 euros, casi diez euros más que la media nacional.

El sorteo, que se celebra el 6 enero del 2021 al mediodía, repartirá 700 millones de euros en premios; con un primero dotado con dos millones de euros por serie, esto es 200.000 por cada décimo de 20 euros; el segundo, con 750.000 euros (75.000 por décimo) y el tercero, con 250.000 (25.000).

De acuerdo a la información facilitada por Loterías y Apuestas del Estado, hay referencias documentales de que en 1868 ya se conocía popularmente a este sorteo como de “El Niño”, quizá por la proximidad de la Epifanía del Señor o la Adoración al Niño por los Magos de Oriente.

Aunque no será hasta 1941 cuando se configure este Sorteo con personalidad y denominación propia, hasta convertirse en el segundo Sorteo en importancia de la Lotería Nacional. Desde ese 1941 y hasta 2019, el primer premio del Niño ha recalado en 17 ocasiones en Castilla y León, algunas como en 1959, 1987 y 2016 en más de una localidad.

La provincia más agraciada ha sido León, donde ha tocado siete veces en años diferentes, tres en la capital y sendas en Astorga, Villamañán y Ponferrada, con un pellizco de dos millones en el sorteo del 2020 en Veguellina de Órbigo. Le siguen Valladolid y Palencia, donde han caído cuatro primeros premios en cada caso, tres en la capital palentina y otra en Barruelo de Santullán, con otras tres el la capital vallisoletana y otra en Medina de Rioseco.

En Salamanca, el primer premio ha recalado en tres ocasiones, tres en la capital, que en el 2016 compartió ese “gordo” de Reyes con la localidad de Tordillos. En Burgos ha tocado una vez, en Roa de Duero en 1998; lo mismo que en Ávila, donde recaló en 1979 en Arévalo; en Segovia, donde paró en 1916 y en Zamora, donde tocó en 1908 en Fermoselle; con dos en Soria, en la capital y en San Leonardo de Yagüe.

Y como ya sucediera con el sorteo de Navidad, Castilla y León es la autonomía con más lotería consignada por habitante con esos 27,53 euros, por encima de la media nacional de 17,57; seguida de cerca por Asturias con 25,84, y la Comunidad Valenciana con 25,05. Y de nuevo Soria lidera el conjunto provincial nacional, con 55,86 euros por habitante, seguida de Burgos, con 34,41, Palencia, con 31,78 y Segovia con 31,05. En Ávila la media es de 27,58 euros por habitante, con 28,76 en León, 20,06 en Salamanca, 20,81 en Valladolid y 22,94 en Zamora.

En total se ha consignado lotería para el Sorteo del Niño por más de 66,07 millones (66,9 en el 2020), con 330.357 billetes. En el sorteo del 2020, los castellanoleoneses se gastaron 59,74 millones en ese sorteo, con una media de 24,9 euros por habitante, hasta 50,31 de media en Soria.