Kaká ultima su puesta a punto

El brasileño trabaja más horas que el resto para regresar en el partido contra Osasuna

0

Kaká, centrocampista del Real Madrid, volvió al césped de la ciudad deportiva de Valdebebas media hora después de finalizar el entrenamiento del equipo dirigido por Manuel Pellegrini, para ultimar su preparación ante el choque del domingo frente a Osasuna, después de sufrir una pubalgia que le ha mantenido un mes de baja.

El futbolista, que ya se había ejercitado por la mañana en el grupo formado por los lesionados, junto a Van Nistelrooy, Guti y Albiol, realizando carrera continua y rombos con balón, volvió media horas después al césped para trabajar a las ordenes de José Cabello, uno de los preparadores físicos.

El brasileño saltó al campo vestido de corto, y realizó ejercicios de conducción de balón y ensayó durante unos minutos lanzamientos a puerta tanto desde dentro como fuera del área, bajo la intensa lluvia que caía sobre Madrid.

El futbolista blanco, aquejado de una pubalgia que le mantiene alejado de los terrenos de juego desde el pasado 29 de noviembre tras el clásico frente al Barcelona, está ultimando su recuperación para poder llegar al partido del próximo domingo frente a Osasuna en el Reyno de Navarra.

Mientras tanto, Esteban Granero y Ezequiel Garay fueron las principales novedades en el segundo entrenamiento del Real Madrid después del parón navideño, en una sesión que siguió marcada por las ausencias de Casillas, Higuaín, Gago, Arbeloa y Sergio Ramos, que se incorporarán hoy.

El entrenamiento contó con la presencia de Dudek, Adán, Metzelder, Raúl, Van der Vaart, Cristiano Ronaldo, Drenthe, Marcelo, Lass, Benzema, Xabi Alonso, Granero y Garay.

Éstos dos últimos fueron las principales novedades, ya que no estuvieron el pasado lunes con el resto del grupo por diversos motivos. El madrileño gozaba de un día más de permiso de vacaciones por haber disputado el partido benéfico ‘Champions for África’, mientras que el argentino tuvo problemas con su vuelo.

Por otro lado, el alemán Christoph Metzelder se considera «realista» ante su escasa participación en el conjunto blanco de Pellegrini, por lo que no cree que el club renueve su contrato al finalizar la presente temporada.

«Cada deportista tiene mucha ilusión por su trabajo, pero hay que ser realista, y no creo que el club me renueve», afirmó.

Sobre su estado físico, el zaguero se encuentra bien. «Me he entrenado sin problemas, por eso creo que estaré para los próximos partidos sin problemas físicos».

«El entrenador es el que toma las decisiones y como jugador hay que aceptarlo. Soy un profesional al cien por cien, por eso voy a trabajar hasta el final de la temporada, y vamos a ver si me toca jugar, pero yo voy a trabajar hasta el final», manifestó.

El internacional germano no quiso dar importancia a las noticias que apuntan a que el equipo blanco esta buscando un sustituto al lesionado Pepe.

«Es normal que un club como el Real Madrid piense en hacer fichajes para reforzar la plantilla, y más cuando hay lesionados que van a estar mucho tiempo lejos de los terrenos de juego. No me afecta mucho. Mi contrato termina este año, en verano, y hasta que me vaya ofreceré mi profesionalidad. Estas cosas son decisiones del club y del míster», concluyó Metzelder al respecto.

Tampoco quiso comentar una posible salida en enero, puesto que no es un momento perfecto para cambiar de club. «Allí, los clubes no pagan una ficha en enero para un futbolista que cinco meses después está libre. He sido un jugador que siempre ha cumplido sus contratos», concluyó.