Una goleada separa a España de los Juegos

Los de Luis de la Fuente, a por un triunfo holgado ante Polonia para estar en ‘semis’ del Europeo sub-21 y en Tokio 2020 sin depender del resultado de Italia

50
Carlos Soler tira a portería durante el partido ante Bélgica, en el que España obtuvo la victoria. / EFE
Publicidad

La Selección sub-21 de España se enfrenta esta noche a la de Polonia en la última jornada del grupo A del Europeo en busca de un triunfo contra los actuales líderes y, si es posible, de una goleada con tres tantos de diferencia, pues ese resultado le entregaría el billete a semifinales.

Tras perder en su estreno contra Italia y relanzar sus ambiciones con un 2-1 a Bélgica logrado en el minuto 89, España regresa al estadio Renato Dall’Ara de Bolonia, donde debutó en este Europeo, para un partido de alta tensión, contra una Polonia que ganó sus dos primeros partidos.

El triunfo polaco contra la anfitriona Italia en la última jornada mezcló las cartas en el grupo A y revolucionó los equilibrios. Polonia es primera y necesita un punto para pasar como líder, España e Italia tienen tres y Bélgica ya está eliminada.

Solo pasarán a las semifinales los primeros de los tres grupos más el mejor segundo. En este momento Italia, que ganó 3-1 a La Roja, es segunda por delante de España, pero los chicos de Luis De La Fuente todavía son dueños de su propio destino.

Si España vence a Polonia e Italia no gana a Bélgica, La Roja alcanzaría a Polonia con 6 puntos y la superaría por el mejor resultado en el choque directo; sería primera de grupo y sellaría el billete a semifinales y para los Juegos Olímpicos de 2020.

De ganar Italia a Bélgica y España a Polonia, en cambio, se produciría un triple empate con 6 puntos. En ese caso, decidiría la diferencia de goles en los partidos entre los tres contendientes y España necesitaría golear con tres dianas de diferencia para acabar primera.

Y es que si Italia vence su compromiso, España deberá ganar a Polonia al menos con dos tantos de margen, para superar a los polacos en la diferencia de goles (siempre entre los tres contendientes) y acabar segunda. La Roja tiene ahora -2 y Polonia 2.

Ganar es la única opción para el seleccionado español, que estuvo a punto de ser eliminado en la segunda jornada, antes de que Pablo Fornals apareciera en el 89 para hundir a Bélgica y devolver esperanzas.

Para la cita decisiva, Luis de la Fuente recuperará a Fabián Ruiz, uno de los mejores junto a Dani Ceballos en la primera jornada, que no estuvo contra Bélgica a causa de un problema muscular en el cuádriceps.

El centrocampista del Nápoles mejoró en los últimos días y está ya al 100 %, según confirmó la Real Federación de Fútbol Española (RFEF), por lo que apunta al once, al lado del propio Ceballos y de Mikel Merino.

En la delantera, Mikel Oyarzabal y Carlos Soler deberían repetir en el once junto a un Borja Mayoral que, tras mucho trabajo para el equipo y pocas ocasiones de gol, busca sus primeras dianas para impulsar el pase de ronda de España. El delantero, propiedad del Real Madrid, fue protagonista con ocho goles en la fase de clasificación.

En el seleccionado polaco, la estrella es Szymon Zurkowski, talentoso volante recién fichado por la Fiorentina, mientras que la delantera la lidera Dawid Kownacki, máximo artillero de la fase de clasificación con 10 goles.

POSIBLES ALINEACIONES

ESPAÑA: Sivera; Aguirregabiria, Vallejo, Meré, Aarón; Ceballos, Merino, Fabián; Oyarzabal, Soler y Mayoral.

POLONIA: Grabara; Fila, Wietewska, Bielik, Bochniewicz, Pestka; Jagiello, Zurkowski, Dziciek, Szymanski y Kownacki.

ÁRBITRO: Bobby Madden (Escocia).

ESTADIO: Renato Dall’Ara (Bolonia).

HORA: 21.00/Cuatro.