Terror en Dortmund

El Atlético recibe un severo correctivo (4-0 ante el Borussia y se complica la primera plaza con un Griezmann desaparecido

34
Griezmann se lamenta.
Griezmann se lamenta. / EFE
Publicidad

El Atlético de Madrid se complicó la posibilidad de optar a la primera plaza del grupo A en la Liga de Campeones tras encajar un severo correctivo (4-0) en su visita al Borussia Dortmund, un resultado demasiado abultado para los méritos del cuadro alemán, que se encarama como líder en solitario con 9 puntos y pleno de triunfos.

Ocho partidos después, el equipo de Simeone hincó la rodilla. No hubo opción en una segunda parte donde los rojiblancos comenzaron mejor, pero la efectividad y la velocidad de los germanos a la contra terminó por hundir el plan de los colchoneros. Fue la versión más extraña de un Atleti que nunca se descompone por mucho que le vayan mal las cosas.

En el Signal Iduna Park, el cuadro del Cholo no tuvo capacidad para la reacción, sufrió en el último tramo y entregó la cuchara a diez minutos del bocinazo final. El Borussia, por su parte, no aflojó el ritmo y llevó la cuenta hasta los cuatro goles, un marcador muy doloroso para los madrileños.

El partido no arrancó bien para un Atleti que languideció con el paso de los minutos. Pulisic buscó las cosquillas a Godín, de los mejores como siempre, y Griezmann intentó replicar en la portería contraria, aunque el francés no tuvo su día. En partidos así parece imposible que pueda ganar el Balón de Oro o que, tan siquiera, esté a la altura de Messi o Ronaldo.

Witsel marca de rebote

De hecho, el Dortmund constató su dominio con un gol de Witsel a siete minutos del descanso. El belga disparó desde la frontal del área y su lanzamiento fue desviado por Lucas Hernández. Oblak no pudo hacer nada para detenerla y los alemanes dieron un paso al frente. El gol apagó al Atleti hasta el descanso.

Fue entonces cuando renació el cuadro rojiblanco, sobre todo por el cambio de Rodri en lugar de Thomas. El ex del Villarreal, cuyo equilibrio es vital para el desarrollo del juego atlético, dio orden, liberó a Saúl y generó una estabilidad que estuvo cerca de suponer el empate para los colchoneros. Saúl pudo haber marcado en dos ocasiones.

Una de ellas fue a la cruceta y la otra se marchó alto. Pero también Correa se animó con un lanzamiento al palo que detuvo Buerki con muchos apuros. El gol no llegaba y el Borussia siguió a lo suyo buscando la espalda de la zaga del Atleti y cuestionando la fortaleza de sus laterales con las apariciones de Achraf, el lateral derecho cedido por el Real Madrid.

Y así llegaron los tres goles restantes del equipo dirigido por Lucien Frave. El segundo lo marcó Guerreiro tras un centro del joven lateral merengue y el 3-0 también llevó su firma en una acción que culminó Sancho a placer. El cuarto lo consiguió Guerreiro en un despropósito de acción que confirmó el varapalo de los pupilos del Cholo Simeone, que hipotecan su futuro para la primera plaza del grupo A.

BORUSSIA DORTMUND 4-0 ATLÉTICO DE MADRID

BORUSSIA DORTMUND: Bürki; Piszczek, Zagadou, Diallo, Achraf; Delaney (Dahoud, min.35), Witsel; Pulisic (Sancho, min.79), Götze, Bruun Larsen (Guerreiro, min.63) y Reus.

ATLÉTICO DE MADRID: Oblak; Juanfran, Godín, Lucas, Filipe Luis; Koke, Thomas (Rodri, min.46), Saúl (Correa, min.70), Lemar; Griezmann y Diego Costa.

GOLES

1-0, min.38, Witsel.
2-0, min.73, Guerreiro.
3-0, min.84, Sancho.
4-0, min.89, Guerreiro.

ÁRBITRO: Anthony Taylor (ING). Amonestó con tarjeta amarilla a Diallo (min.13) y Zagadou (min.90) en el Borussia; y a Thomas (min.35), Lemar (min.45), Filipe Luis (min.82), Diego Costa (min.87) y Correa (min.90) en el Atlético.

ESTADIO: Signal Iduna Park. 66.099 espectadores.