dep1_1-tenis
El francés celebra su triunfo en la pista central./ EL ADELANTADO
Publicidad

Finalmente no pudo ser. El marbellí Adrián Menéndez, que partía como cabeza de serie número dos en el 33 Open Castilla y León Villa de El Espinar, cayó derrotado en dos sets (6/3 y 6/4) ante un vendaval galo llamado Ugo Humbert, que pareció tomarse la poción de Astérix y Obélix para ser imbatible.
Lo cierto es que en la pista central de El Espinar fue el joven francés el que mejor tenis desplegó durante la final sin dar opción alguna a Menéndez. Humbert quería ganar y salió desde el primer punto en liza. Ya el primer juego se lo llevó sin apenas despeinarse el joven francés de 20 años, bautizado ya como una de la grandes del tenis francés. Y su primer juego al resto, rompió el saque a Menéndez, que todavía no sabía cómo frenar a Humbert, que con grandes golpes ganadores en los que la bola tocaba la línea conseguía marcharse en el marcador.
En apenas un par de juegos el galo había dejado muy encaminada la primera manga, que acabaría llevandose por 6/3. Por momentos Menéndez dejó atisbos de su la garra que le caracteriza, pero cualquier conato de insurrección era castigado por Humbert.
El segundo set tuvo un comienzo idéntico al primero y en la primera ocasión de romper el saque de Menéndez, que tuvo que ser atendido por los servicios médicos por problemas físicos. La final para el tenista marbellí se ponía todavía más cuesta arriba, no solo tenía que hacer frente al ímpetu de un Humbert al que le salía todo, sino que además lo tenía que hacer con molestias en el gemelo.
Todo apuntaba que con 4-1 de ventaja que llegó a tener el francés, después de la segunda rotura de saque del set, la final estaba acabada, pero Menéndez no estaba por la labor de regalarle tan fácil el triunfo y el campeonato y sacó las fuerzas que le quedaban para devolverle el ‘break’ y poner emoción al partido que se ponía 4-3.
Humbert tenía claro que para ganar tan solo tenía que asegurar durante su saque y no arriesgar en los servicios de Menéndez, que combatió hasta el final pero no logró igualar la contienda y luchar para ganar el campeonato en el tercer set. El joven no dejo que esto ocurriera y se convirtió en el campeón número 30 del Open Castilla y León Villa de El Espinar.

Saga francesa.Ugo Humbert reafirma así la tradición francesa en El Espinar, pues el país galo es el que más títulos suma, con nueve, después de los 13 que lleva el tenis español. Humbert se suma así a los 20 años a un palmarés en el que, entre otros, figuran Rafael Nadal, Juan Martín del Potro, Sergi Bruguera, Feliciano López, Fernando Verdasco, Radek Stepanek, Emilio Sánchez Vicario, Pablo Carreño y otros. Igualmente el tenista francés entrará en el ‘top 150’ ATP tras esta semana, gana su segundo Challenger del año, además de tres títulos ITF. Suma 14 triunfos en sus últimos 15 partidos.
Tras el encuentro Eduardo Menéndez aseguró que volverá en la próxima edición del torneo con la clara intención de llevárselo después de sumar dos subcampeonatos. El marbellí espera que a la tercera vaya la vencida y ponga su nombre en la historia del torneo.