El Valencia cumple el trámite sin angustias

Gameiro da el triunfo al equipo che (1-0) para cerrar el billete a octavos • El Celtic, con uno menos durante una hora, no inquieta a Marcelino

16
Los jugadores del Valencia celebran el gol de Gameiro al Celtic.
Los jugadores del Valencia celebran el gol de Gameiro al Celtic. / EFE
Publicidad

El Valencia accedió a los octavos de final de la Liga Europa, merced a una corta victoria por 1-0 en su estadio contra el Celtic, aunque sin demasiadas angustias y ampliando la ventaja de 0-2 lograda durante la ida en tierras escocesas.

Con ese aval conseguido en Celtic Park, el conjunto che afrontó esta cita dando descanso, especialmente, a Rodrigo Moreno y a Cheryshev. En pleno resurgir tras un mal desempeño en la primera mitad de curso, el Valencia dosifica con esmero su plantilla para cumplir objetivos en las tres competiciones donde aún está vivo.

Así, la Liga Europa apetece en Mestalla mientras no sea una tortura pasar de eliminatorias. Y a ello contribuyó un Celtic sin chispa y que se pegó un tiro en el pie antes del descanso; el lateral Jeremy Toljan fue expulsado por doble amarilla, en dos acciones casi seguidas y por sendas faltas en las que podía haber calculado mejor su ímpetu.

Hasta el intermedio, apenas se habían incordiado ambos equipos; pero entonces el Valencia olió sangre y apretó nada más volver de los vestuarios. Eso sí, faltaba concreción en una línea de ataque formada por Santi Mina y Rubén Sobrino, este último sustituido por el francés Kevin Gameiro mediada la segunda parte.

Un recambio que agitó a los valencianistas y acarreó el único gol del partido. Recibió la pelota Dani Parejo en línea de tres cuartos, sin marcaje cercano, y conectó un pase largo cruzado para la internada de Daniel Wass en el carril diestro.

Así, el interior danés le ganó la espalda a su defensor y de cabeza hizo una dejada para que Gameiro rematara de forma poco ortodoxa pero igualmente válida. El ariete galo envió el balón al fondo de las mallas con la rodilla, batiendo a un Scott Bain que en realidad tampoco había tenido demasiado trabajo.

Santi Mina merodeó el 2-0 en el minuto 88, con un derechazo con rosca a banda cambiada. Pero su lanzamiento se marchó por encima del travesaño y a renglón seguido hizo un testarazo que atajó Bain; esos dos fallos del delantero che significaron, involuntariamente, la rendición de toda hostilidad.

Sin mordiente terminaron el partido los pupilos de Brendan Rodgers, que habían dominado la primera parte con posesión de balón aunque sin ocasiones en la segunda mitad. Incluso el joven surcoreano Kang-In Lee pudo haberles endosado un castigo mayor en el tiempo añadido, con un remate de cabeza que despejó Bain para evitar el 3-0.

VALENCIA 1-0 CELTIC

VALENCIA: Neto; Wass (Lee, min. 76), Garay (Coquelin, min. 23), Diakhaby, Lato; Ferrán Torres, Soler, Parejo, Guedes; Santi Mina y Sobrino (Gameiro, min. 68).

CELTIC: Bain; Boyata, Simunovic, Ajer; Toljan, Hayes; McGregor, Brown, Forrest (Edouard, min. 63), Christie y Burke (Johnston, min. 73).

GOL

1-0, min.70: Gameiro.

ÁRBITRO: Deniz Aytekin (ALE). Amonestó con tarjeta amarilla a Diakhaby (min. 53) en el Valencia, y a Brown (min. 24) y Hayes (min. 58) en el Celtic; expulsó por doble amarilla a Toljan (min. 26 y 37) en el Celtic.

ESTADIO: Mestalla, 36.619 espectadores.