Bennet logra la ‘pole’ en Imola y Yates sigue líder

El irlandés se impone al esprint en una etapa sin cambios en la general

8
Sam Bennett celebra su victoria en Imola.
Sam Bennett celebra su victoria en Imola. / EFE
Publicidad

El irlandés Sam Bennett (Bora-Hansgrohe) ganó la duodécima etapa del Giro de Italia, disputada entre Osimo e Imola sobre 214 kilómetros, al imponerse con autoridad en el Autodromo Enzo e Dino Ferrari en un esprint que no fue tal pues nadie le pudo cazar, mientras que Simon Yates (Mitchelton-Scott) sigue al frente de la general.

Con una etapa pasada por agua, tanta que llegó a provocar cortes en el gran grupo dejando fuera de juego a velocistas como Elia Viviani (Quick-Step Floors), la última subida a Tre Monti dejó en cabeza a Matej Mohoric (Bahrain-Merida) y Carlos Betancur (Movistar), pero Bennett les pasó con tiempos de ‘pole position’ ya en el trazado de Imola.

Pese a verse cortados antes de entrar en esa vuelta final entre Imola y Tre Monti, tanto Richard Carapaz (Movistar) como Domenico Pozzovivo (Bahrain) lograron reengancharse al gran grupo, del que tiró con fuerza al final el Bora para facilitar la gran victoria de Bennett, la segunda para él en este Giro.

No tuvo rival por dos motivos, o por no llegar en el grupo cabecero como fue el caso de Viviani o por no dejar Bennet opción para ninguno de sus rivales habituales en este Giro, pues Enrico Battaglin (LottoNL-Jumbo) entró décimo y Sacha Modolo (EF Cannondale) decimotercero. Así, sin sprint sino con exhibición de fuerza, ganó el irlandés en el Autodromo.

Pero hasta llegar a ese momento en que el turbo de Bennett hizo que adelantara por el interior de la última curva a unos ya rendidos Mohoric y Betancur, el Bora tuvo que hacer un buen trabajo de caza sobre la lluvia. Y es que sobretodo el esloveno Matej Mohoric, ganador de la décima etapa en este Giro, fue una presa difícil de alcanzar.

La fuga del día estuvo formada, casi de inicio con la bajada de bandera y hasta que quedaban unos 21 kilómetros de etapa, por cinco ciclistas: Marco Frapporti (Androni), Mirco Maestri y Manuel Senni (Bardiani), Jacopo Mosca y Eugert Zhupa (Wilier Triestina).

Hoy se disputa la decimotercera etapa entre Ferrara y Nervesa della Battaglia, de 180 kilómetros, en una jornada más corta que la de este jueves pero también prácticamente llana y con una pequeña cota de 4ª categoría a 20 kilómetros de la meta, a la que llegarán tras el ligero descenso y donde tendrá lugar, salvo fuga, un hipotético esprint por el triunfo.