Publicidad

Arrancó la semana haciéndose pública la lista de jugadores que defenderán la corona europea del fútbol sala en Eslovenia. Entre los quince de José Venancio López que se ajustarán la elástica nacional del 30 de enero al 10 de febrero se encuentra Ángel Velasco Marugán ‘Lin’ (1986). Si hace apenas ocho meses el segoviano estaba soplando las velas al entrar en ‘el club de los 100’, ahora suma un nuevo renglón a su currículum al jugar su quinto Europeo. Se dice pronto.

El ejército de la roja está citado en el día de hoy en la Ciudad del Fútbol de Las Rozas para destapar una concentración que se prolongará hasta el 27, fecha en la que el equipo partirá hacia la capital Liubliana. Allí jugarán en el Arena Stožice, inaugurado en 2010 y con capacidad para 12.500 espectadores, para medirse a sus rivales del Grupo D. De esta manera, se enfrenta el miércoles 31 a Francia y el domingo 4 de febrero a Azerbaiyán. De forma previa y a modo de prueba, tiene fijado un amistoso contra Tailandia.

Lúcido, consciente y responsabilizado, el componente del MFK KPRF ruso manifiesta su satisfacción personal desde el aeropuerto antes de incorporarse a las órdenes de Venancio: “Como siempre es un orgullo defender a tu país. Afronto esta nueva convocatoria con muchas más ganas, si cabe, al estar jugando ahora en Rusia y ser mi quinta participación en una Eurocopa”; y reconoce: “Se que tengo que disfrutarlo y vivir cada instante del torneo, ya que no se cuando será el último”.

El segoviano volverá a enfundarse su característico dorsal 8 junto a un combinado, que emprende cambio generacional, compuesto por los porteros Jesús Herrero (Movistar Inter), Paco Sedano (FC Barcelona Lassa) y Carlos Barrón (Palma Futsal); los cierres Marc Tolrá (Barcelona), Carlos Ortiz (Inter) y Rafael García ‘Bebe’ (Inter); los alas Adrián Alonso ‘Pola’ (Inter), Adolfo Fernández ‘Adolfo’ (Barcelona), José Antonio Fernández ‘Joselito’ (Barcelona), Miguel Sayago ‘Miguelín’ (ElPozo Murcia) y Sergio Lozano (Barcelona); y los pívots Alejandro Yepes ‘Álex’ (ElPozo), Rafa Usín (CA Osasuna Magna) y Francisco Javier Solano (Inter).

“Estar en la Selección tiene un precio muy caro. Me siento un privilegiado por ir a Eslovenia, puesto que hay muchos compañeros que están a un alto nivel que se han quedado fuera”, asegura. Con estos mimbres, España encamina su destino con la vitola de ‘favorita’ y el foco puesto en revalidar el título conseguido en Serbia (2016). “Siempre lo hemos sido. Decir otra cosa, sería mentir; aunque cada año que pasa el fútbol sala es más difícil y te encuentras con rivales bastante duros. Además, hay entrenadores españoles dirigiendo otros países y les dan un plus”.

Italia, Rusia, Portugal, Kazajstán, Ucrania… “Siempre hay sorpresas: equipos que se cuelan y disponen de opciones últimas a disputar la fase final. Lo único que esperamos, en ese sentido, es que la sorpresa en el plano negativo no seamos nosotros; es decir, que no caigamos antes de lo previsto”. Respecto al objetivo, Lin habla claro: “Viajamos con la firme intención de ir a por el campeonato”. El conjunto nacional ha ganado esta competición en siete ocasiones de nueve disputadas, tres con Javier Lozano como seleccionador (España, 1996; Rusia, 2001; República Checa, 2005) y cuatro con Venancio (Portugal, 2007; Hungría, 2010; Croacia, 2012; y Serbia 2016).

Con el MFK KPRF

El integrante del KPRF de la Superliga repasa su temporada en las filas de la entidad rusa: “Es un campeonato contrastado y el último puede ganar al primero. Nuestro equipo está bastante bien y estamos peleando por estar arriba”. Otro español, que hasta el presente mercado invernal militaba en este plantel era Adrián Martínez ‘Adri’, que acaba de incorporarse al O Parrulo Ferrol. “Le echo en falta, ya que teníamos un apoyo mutuo; pero las circunstancias familiares mandan. Le deseo lo mejor”, recalca.

Segovia, de cerca

A pesar de la distancia, el latido del Pedro Delgado bombea a otras esferas y Lin sigue de cerca la evolución del Naturpellet: “Acabó el 2017 muy bien, con opciones a meterse en Copa. Sin embargo, ahora le viene un calendario muy complicado”; así como cada movimiento que se da dentro del CD Segosala, club del que es directivo. “Aunque estoy a la sombra, hay grandes personas y profesionales detrás de este proyecto. Queremos crecer poco a poco y cada paso que demos tiene que ser firme. Estamos en una buena línea”, concluye.