Publicidad

Aunque el futuro del Segovia Futsal continúa siendo toda una incógnita, aunque cada día que pasa gana enteros la posibilidad de que el club eche el cierre, y ‘traspase’ sus equipos de cantera a la Gimnástica Segoviana, antes de que eso suceda la entidad comienza a arreglar algunos de los muchos problemas que ha tenido encima de la mesa desde hace un buen número de meses.

El primero de ellos es del de la plantilla de jugadores, que después de un buen número de meses sin cobrar, y habiendo podido marcharse puesto que la legislación amparaba su derecho a hacerlo, optaron por quedarse y dignificar la camiseta que vestían. No se pudo lograr la permanencia, pero sí el reconocimiento del sala nacional, porque no era sencillo llegar hasta la última jornada con opciones de permanencia estando como estaban.

Una vez finalizada la temporada, el club ha iniciado los trámites para que los jugadores puedan recibir el dinero del Fondo de Garantía Salarial, firmando los perceptivos reconocimientos de la deuda para que podamos acudir a la Comisión Mixta a pelear por nuestro dinero”, apuntó Alberto Sanz ‘Mordi’, uno de los capitanes del equipo .

“PEPE HERRERO NO NOS ENGAÑA”

No es más que el primer paso de los muchos que hay que dar, pero que la plantilla ha recibido con agrado, porque consideran que el nuevo presidente del Segovia Futsal, Pepe Herrero, no les ha engañado, y está intentando cumplir, dentro de las escasas posibilidades que tiene el club. “Tenemos que agradecer a Pepe Herrero la sinceridad que ha tenido desde el primer momento, porque si no llega a ser por él, no sé qué habría sido de nosotros”, apunta Mordi, al que el Segovia Futsal le ha llegado a deber dos meses de la pasada campaña, y cinco de la presente. “así que yo sí puedo decir muy claro que el anterior presidente me ha engañado. Tengo una hija pequeña, y unos gastos familiares. Si no llega a ser porque tengo otro trabajo, y porque mi pareja también lo tiene, habríamos pasado por muchísimas dificultades, como sí han pasado otros compañeros”.

Una de las actividades que más dinero recaudó para el Segovia Futsal fue el concierto de las orquestas La Huella y Pikante en La Lastrilla a beneficio de los jugadores, y que tuvo una gran aceptación, En favor del club, la empresa Prim Espectáculos renunció a cobrar el caché de las orquestas, y, descontados los gastos propios de la organización del concierto, el dinero recaudado rondó los 8.000 euros, “pero parece ser que no todo se destinó a la plantilla” desvela Mordi, que es de la misma opinión de Diego Gacimartín cuando pedía que “se cuente todo” lo que ha sucedido con el dinero del Segovia Futsal en las dos últimas temporadas.