Publicidad

La vigesimosexta jornada de liga en el grupo octavo de la Tercera División será el de la devolución de visita del CD La Granja a La Albuera, en un nuevo derbi segoviano que será dirigido por el colegiado Ángel Manso Rojas, y que tiene todos los ingredientes para ser del agrado de los aficionados, que en buen número poblarán la grada del municipal segoviano tras el acuerdo que alcanzaron las directivas de ambos clubes para rebajar a ocho euros el precio de las entrada para los dos partidos.

Será un choque de necesidades contrapuestas, pero necesidades al fin y al cabo. La Segoviana necesita los tres puntos después de sumar dos de los últimos seis en juego, y ver cómo el Zamora se escapa en la cabeza de la clasificación. Cierto es que tanto Júpiter Leonés como Real Ávila tienen entidad más que suficiente como para restarle puntos al conjunto gimnástico, pero no es menos cierto que si quieres acabar la temporada regular como primero debes fallar muy poco.

En el caso del CD La Granja, la necesidad viene obligada por los puntos que están comenzando a sumar los equipos implicados en la pelea por la permanencia. La entrada de Diego Yepes como máximo responsable del banquillo propició que el equipo del Real Sitio abriese esa nueva etapa con una victoria, pero el efecto del cambio de entrenador se quedó ahí, y el plantel ha vuelto a ceder puntos en los últimos minutos frente a oponentes que, sin ser superiores, sí consiguieron plasmar en goles sus acciones ofensivas, dejando a los granjeños prácticamente en la misma posición en la que se encontraban cuando cambiaron de cuerpo técnico.

Así que será un encuentro en el que la Segoviana no querrá especular con el empate, porque le sirve de bastante poco, y el CD La Granja apostará por dar la sorpresa en un campo donde pocos lo han hecho, presentándose la oportunidad de ser un conjunto alegre y de buen trato del balón, algo de lo que suele hacer gala el conjunto del Real Sitio, que además se suele desenvolver bastante bien con espacios para poder jugar a la contra. Todo ello dentro de (se supone) un sano ambiente competitivo, no en vano tanto Segoviana como CD La Granja cuentan con futbolistas que han vestido la camiseta de ambos clubes durante un buen número de temporadas.

La Segoviana recupera defensa y delantero, pero pierde centrocampistas

Menos alternativas en el centro del campo, pero más en la defensa y en la punta del ataque. La Gimnástica Segoviana sigue manejando la amplitud de su plantilla en un momento de la temporada en el que son normales las rotaciones por motivos de lesiones y sanciones, y de esta manera Manu González tiene por delante un nuevo (y obligado) cambio de equipo inicial con respecto al once que saltó al Adolfo Suárez para jugar frente al Real Ávila.

El técnico gimnástico ya avanzó en la rueda de prensa previa al encuentro de esta tarde que el CD La Granja “está sacando mejores resultados fuera de casa que en su campo, porque su terreno de juego no es el mejor para el fútbol que practican. Sus jugadores tienen buen trato de balón y con futbolistas muy peligrosos arriba”. De esta manera, y como quiera que Javi Marcos es buen conocedor de los jugadores que tendrá enfrente, es más que probable que el central recupere su plaza al lado de Anel para el compromiso que dará comienzo a las cinco de la tarde.

Además, y pese a que tanto Ivi como Gómez realizaron un sensacional trabajo en Ávila, resulta complicado pensar que el entrenador azulgrana vaya a prescindir de los goles de Mika, después del partido de descanso forzoso que tuvo que afrontar el cántabro tras la expulsión que sufrió hace dos semanas en el encuentro frente al Júpiter Leonés. Esa doble amonestación tiene ‘premio’ doble, ya que Mika mantiene las cuarto tarjetas en su casillero, por lo que la próxima tarjeta le volverá a dejar una jornada en el dique seco. Y de momento, aunque las sorpresas están a la orden del día en las alineaciones del equipo, Agus Alonso sigue descartado para la titularidad.

Donde se presentan los problemas para la Segoviana es en el centro del campo, donde tanto Manu como Quino se habían convertido en fijos en las alineaciones, el primero desde que arrancó la liga, el segundo poco a poco en esta segunda vuelta, y a los que las sanciones dejarán fuera de la convocatoria. Como quiera que Asier continúa sin terminar de restablecerse, la opción de Juan de la Mata y Domingo para el doble pivote aparece como la más viable, con un renacido Dani Arribas ocupando la banda derecha, más Dani Calleja por la izquierda, y Álex Conde, siempre que se encuentre en condiciones de jugar minutos, en la mediapunta. Si aún no está para jugar minutos, la opción de incluir a Ivi junto a Mika buscando el gol en la punta del ataque puede ser más que válida.

En el conjunto azulgrana ha calado la idea de no poner por delante a los árbitros a la hora de valorar los empates de los últimos partidos, y así Javi Marcos hizo un agradable ejercicio de autocrítica al afirmar que los árbitros “nos han penalizado, pero en sus decisiones no podemos entrar; si hubiéramos marcado antes en cada uno de los dos partidos no habría habido ningún problema”. El central es un viejo conocido de la afición granjeña, pero ya avanza que no hay amigos en esta clase de partidos, “es verdad que tenemos un trato más personal que con el resto de equipos, y hay amistades, pero lo importante es sumar de tres en tres. Ya nos saludaremos después”.

Guty y Juli vuelven a la convocatoria del CD La Granja y se cae Cristian

Le anda el descenso a los tobillos al CD La Granja. Más allá de las expectativas que genera un derbi y su consiguiente rivalidad por dejar al nombre del club en lo más alto de la provincia, aunque sea por unos días, la necesidad por ganar -o al menos de empatar, teniendo en cuenta la envergadura del contrincante- es de primer orden. El choque directo por la permanencia que se dirimió ayer entre el Briviesca y la Cebrereña (1-1) tensó aún más el sótano de la clasificación y, aunque el conjunto de San Ildefonso todavía tiene que jugar el partido aplazado contra el Numancia B, debe cortar la demora de los puntos. Acumula cuatro derrotas a unas alturas del campeonato en que equipos con el mismo objetivo como la UD Santa Marta de Tormes disponen de una ventaja de 11 puntos sobre los puestos subrayados en rojo.

La incorporación de jugadores como Sergio Alcubilla y Ionel Mirza ha dado profundidad al plantel en la parcela ofensiva y Dani Lázaro ha pasado a tener un papel más protagonista de cara a puerta. Sin embargo, las bajas en forma de lesión están condicionando las convocatorias y han obligado a reajustar líneas tan definidas como la defensiva. La lesión de cruzado de Alfonso Mateos para el resto de temporada se une a la de Víctor Velasco y deja mermado el lateral derecho, una posición que en la última jornada llegó a cubrir incluso el centrocampista Andrés Aguirre y que hoy podría ocupar Pau Crespo o Enrique Llorente ‘Kike’.

Otra de las ausencias importantes en los últimos enfrentamientos ha sido la de Alfonso Berrocal, en este caso por sanción de largometraje; así como las de Julián Martín ‘Juli’ y Pablo Gutiérrez ‘Guty’ en el choque frente al Atlético Tordesillas. Para el duelo de esta tarde, Yepes recupera a estos dos integrantes, aunque sigue sin poder contar con Berrocal. Por su parte, el defensa Cristian Rivas no entrará en la lista, al arrastrar molestias.

“Es un partido que la mayoría de los jugadores le tiene señalado en el calendario. No se da todos los años y es un orgullo para los chavales enfrentarse en una competición como esta”, comentó Yepes de forma previa; y subrayó: “El derbi es pura motivación”.

Por otro lado, no quiere que su plantilla se descentre de su principal meta y confía plenamente en la cualidades de sus futbolistas: “A pesar de lo especial que es este encuentro, no podemos olvidarnos de nuestro objetivo. Somos lo bastante buenos como para ser competitivos en todos los partidos”. En este sentido, al cuadro granjeño le espera una exigente semana al disputar el aplazado el próximo miércoles y luego el sábado ante el Bupolsa, ambos en el campo de El Hospital. Atendiendo al calendario, Yepes podría dosificar a los componentes de su plantilla.

En cuanto a la Segoviana, valoró: “Es un equipo de Segunda División B. Para nosotros es como si nos enfrentáramos al Madrid o al Barcelona. Salen siempre a ganar. Tiene una gran estructura como club, una amplia y contrastada plantilla, y una buena afición”.