Con el recuerdo de la primera vuelta

El Naturpellet Segovia recibe a ElPozo Murcia, un rival que pese a su envergadura ya ganó

105
El ala del Naturpellet Segovia Álvaro López presiona al jugador de ElPozo Murcia Darío Gil. / ELPOZO MURCIA
Publicidad

La llegada de un grande de la Primera División de fútbol sala al Pedro Delgado siempre suscita sumo interés entre los aficionados segovianos. Hoy es el turno de ElPozo Murcia, que dirige el que fuera jugador del Caja Diego Giustozzi. Un partido especial, de los que levantan revuelo en los aledaños del pabellón y de los que Segovia sabe apreciar. Una cita esperada. Además es la última visita de un gigante de la competición esta temporada antes de dar paso el grueso clave por la permanencia. Será un encuentro para disfrutar de jugadores internacionales pero, más allá de la trascendencia de la aparición del cuadro murciano en el parqué segoviano, es una nueva prueba de fuego para que el plantel segoviano reme por volver a sacar la cabeza por encima de los puestos de descenso.

Ya no importa la envergadura del rival. Quedan ocho partidos y la plantilla de Diego Gacimartín se prepara a conciencia para restar la sangría que aventaja al Valdepeñas en cuatro puntos. Para ello, el Naturpellet confía en la comunión con sus seguidores, pues el camino hacia la victoria frente a ElPozo ya le conoce. En el enfrentamiento de la primera vuelta el equipo blanquirrojo logró imponérse (2-3), firmando su primer triunfo del curso. Ahora espera repetir la hazaña, pese a la dificultad que conlleva, y regalar así la primera victoria a la afición en casa.

“Es un equipo potente en todas sus líneas y es el campeón de invierno”, analizó Gacimartín de forma previa; y continuó: “Recuperó la ilusión con la llegada de Diego -Giustozzi-. Es una alternativa más al Inter y al Barcelona. Alterna el juego de falso pívot con el esquema de cuatro. Tiene muchas variantes tácticas y cuenta con jugadores completos de la talla de Miguelín o Álex Yepes”.

ElPozo viene de sumar dos empates, frente al Ribera Navarra (3-3) y el Barcelona (5-5), aunque anteriormente a estos dos choques se impuso en la cancha del Inter (1-3). “Buscamos la excelencia. Como obediencia táctica no estuvimos bien, pero los jugadores realizaron un gran partido ante el Barça”, son las palabras de Giustozzi en rueda de prensa fijada por el club murciano en relación al último encuentro liguero. En cuanto al compromiso de hoy, señaló: “Va a ser un partido muy difícil porque ellos se juegan la salvación. En su pista corren mucho y juegan a un alto nivel”. Asimismo, el argentino rememoró su paso por el Pedro Delgado en su etapa en activo: “Para mí es un placer volver a Segovia. Es el equipo que más me marcó en mi carrera. Allí fuí muy feliz y guardo un gran recuerdo”.

Dudas y bajas

Para este duelo Gacimartín espera contar con Nico Rolón, que ya entrena con el grupo, y con Eduardo Cubero ‘Edu’, si su esguince de tobillo así se lo permite. En caso contrario, el técnico segoviano convocará al juvenil Monir Louah como hiciera en Jaén. Giustozzi, por su parte, dispone de las ausencias por lesión de Andrés Alcántara ‘Andresito’ y Luis Fernando Coelho ‘Xuxa’.