Buitre intenta presionar la acción ofensiva del jugador del Aspil Ribera de Navarra, durante el encuentro disputado en el Ciudad de Tudela. / LNFS
Publicidad

El Naturpellet sigue sin encontrar la tecla de la victoria y en el primer sábado del 2019 volvió a caer derrotados de manera inapelable en feudo de un Aspil Vidal Ribera Navarra que en busca de un puesto en los play off no concedió apenas alegrías y al que le bastó con bastante poco para doblegar de forma clara al equipo segoviano.

El duelo no tuvo demasiada historia pese a que al final de la primera mitad la ventaja de los navarros era mínima, ya que su encuentro hasta entonces había sido bastante discreto. Pero por el contrario los segovianos solo habían generado una ocasión de gol realmente clara y su juego quedaba limitado a defender con mucha intensidad y orden, incluso cuando el local Pedro fue expulsado por doble amarilla.

El encuentro comenzó igualado y en los primeros compases hubo acercamientos de ambos, Buitre tuvo una plagada de rechaces, pero los navarros pronto cogieron las riendas del juego dominando la pelota, marcando el ritmo y dándole mucho trabajo a un Thiago Soares atareado.
Las primeras rotaciones no hicieron sino incrementar el dominio de un equipo local que conseguiría abrir la lata en el minuto seis de partido. El autor fue Pedro, a la salida de un saque de esquina enganchando una volea imparable para el guardameta que se coló muy cerca de una de sus escuadras.

Pese a la derrota, el equipo sale del descenso, ya que el Valdepeñas cedió por más goles de diferencia frente al Peñíscola

El 1-0 no sentó nada bien a los segovianos, que incluso se vieron todavía más encerrados y encomendándose a un Thiago Soares que realizaba buenas intervenciones, especialmente a un potente disparo de David Pazos que bien pudo suponer el segundo. Así y todo poco más tarde, en el ecuador de la primera parte, el Naturpellet consiguió por primera vez llegar de forma clara a marco contrario, tras una buena salida colectiva en superioridad con remate final de Buitre, que no supo superar a Gus.

De ahí a la llegada del descanso los segovianos conseguirían jugar de tú a tú ante un conjunto ribereño temeroso y con dudas que ya no llegaba al área rival con la misma precisión. Pero el electrónico no varió, y al descanso el equipo perdía por la mínima pero las sensaciones no eran buenas pues apenas había generado inquietud a su rival, ni siquiera cuando jugó dos minutos en superioridad numérica por la roja tras dos amarillas que vio el goleador local Pedro.

TRAS EL DESCANSO, MENOS OPCIONES

La segunda mitad no trajo consigo buenas noticias y en segundos los pupilos del entrenador local Pato pudieron hacer otro gol más, pero el capitán naranja local David no supo embocar a puerta vacía. Así y todo el segundo no tardó en verse y poco después Javi Mínguez volvía a sorprender a los de Diego Garcimartín en otra acción de saque de esquina.

Con el 2-0 en contra el Naturpellet lo pasaría muy mal. Incapaz de elaborar acciones de peligro ante un defensa muy ordenada y sin precisión alguna en sus escasas salidas al contragolpe, los visitantes encajaron dos goles más en los siguientes cinco minutos y dijeron adiós a cualquier opción de puntuar. El tercero lo hizo Lucas a la contra y el cuarto su compañero Tripodi a placer.

En la parte final del encuentro el conjunto segoviano jugaría con portero jugador a la desesperada y conseguiría hacer el tanto del honor por mediación de Chus, que tiene más importancia de la que parece, puesto que le permite al equipo salir de las posiciones de descenso, ya que el Naturpellet ha mejorado el gol average con respecto al Valdepeñas.

THIAGO, A BRASIL

Finalizado el encuentro en Navarra, el guardameta Thiago Soares recibió la noticia del fallecimiento de su padre, un hecho que le provocó una subida de tensión por la que tuvo que ser trasladado a un centro hospitalario. El club le ha facilitado la posibilidad de que el guardameta se traslade a Brasil en la jornada de hoy.